El “PAC desinfla su aspiración de subir los impuestos”.

“Diputados cercanos a Solís exploran alternativas ante su propio bloqueo a la reforma en empleo público. “…

“Creen que sería un logro gravar servicios hoy exentos sin subir la tasa; oposición reitera que no habrá reforma fiscal si no se limitan los pluses salariales.”…

This picture loads on non-supporting browsers.

El diputado Víctor Morales Zapata (izq.) reveló que el PAC ya explora alternativas a la reforma fiscal que propuso en principio el Gobierno. Franklin Corella, subjefe de bancada del PAC (der.), confirmó que el oficialismo evalúa renunciar a sus expectativas de recaudación tributaria con tal de lograr cambios a los impuestos actuales.

Pero Ya Antes, el “Gobierno procura(ba) desacreditar el proyecto de empleo público que él mismo convocó”.

Y Aún Más Antes, el “Gobierno evita(va) pedir (la) vía rápida para variar pluses e impuestos”.

Logrando, ¡Obviamente!, la “Maniobra del Gobierno hundir el proyecto que limitaría los pluses salariales”.

Y Con Eso, Alcanzar el Objetivo de los Diputados Oficialistas Que Insisten En

¡Hacer Más De lo Mismo!, Lógicamente, ¡Obteniendo los Mismos Resultados!

Que, ¡Una Vez Más!, las “Calificadoras de riesgo pierdan (la) fe en (la) aprobación de (una) reforma fiscal en Costa Rica”.

 ¡Así las Cosas!, ¡Una Vez Más!

Las, “Agencias (calificadoras de riesgo) señalan que campaña política dificultará avance de los proyectos de ley.” …

Y, el “Ejecutivo culpa de (la) parálisis al Congreso y (los) legisladores se lo achacan a Gobierno.” …

¡Como Dije y Recalco!, ¡Una Vez Más!,

¡Ya Que!, Anteriormente, Y ¡En Este Mismo Gobierno!

Fitch rebaja nota de riesgo de Costa Rica por gran déficit fiscal y falta de reformas”. Y, Standard & Poors advierte que a Costa Rica le queda poco tiempo para aprobar una reforma fiscal “.

Como Decía Albert Einstein “Locura es hacer lo mismo una vez tras otra y esperar resultados diferentes”.

Resultado de imagen para einstein locura

Para Mí Locura Es, Deliberadamente Ignorar a Einstein, Insistiendo en Hacer, las Mismas Cosas de Siempre, Pudiendo Hacer, Otras Diferentes.

Pero lo Más Preocupante, Por No Decir, ¡Loco de Atar!, Es, ¡Habiendo Prometido!, ¡Hacer las Cosas!, ¡De Manera Diferente!

Reinhard Acuña Torres, Enero 2017  

 

 

NACIONAL | NOTICIA: Evalúa renunciar a la idea de subir de un 13% a un 15% el impuesto de ventas.

PAC desinfla su aspiración de subir los impuestos

Diputados cercanos a Solís exploran alternativas ante su propio bloqueo a la reforma en empleo público.

Creen que sería un logro gravar servicios hoy exentos sin subir la tasa; oposición reitera que no habrá reforma fiscal si no se limitan los pluses salariales.

This picture loads on non-supporting browsers.

El diputado Víctor Morales Zapata (izq.) reveló que el PAC ya explora alternativas a la reforma fiscal que propuso en principio el Gobierno. Franklin Corella, subjefe de bancada del PAC (der.), confirmó que el oficialismo evalúa renunciar a sus expectativas de recaudación tributaria con tal de lograr cambios a los impuestos actuales.

Horas después de que el Gobierno torpedeó el proyecto para ordenar los pluses salariales del empleo público, uno de los diputados más cercanos al presidente Luis Guillermo Solís reveló que el oficialismo también está dispuesto a reducir su aspiración inicial de aumentar los impuestos de ventas y renta.

Tan es así que están dispuestos a renunciar a la idea de subir de un 13% a un 15% la tasa del impuesto de ventas.

Según el legislador de Acción Ciudadana (PAC), Víctor Morales Zapata, él y su compañero de bancada, Henry Mora, exploran cuáles serían los cambios mínimos que la oposición aceptaría para estos tributos, en aras de que el Parlamento "asuma su responsabilidad para reducir el déficit fiscal".

LEA:Gobierno procura desacreditar el proyecto de empleo público que él mismo convocó

La reforma completa que el gobierno pretendía está cuesta arriba ahora que Zapote desacreditó el plan de empleo público, iniciativa que los opositores exigían antes de subir impuestos.

El diputado Morales sostuvo que "sería un logro país" si durante este periodo constitucional (2014-2018) el Congreso aprueba la transformación del tributo sobre las ventas en un impuesto al valor agregado (IVA) y si diera el aval a algunos elementos para modernizar el impuesto sobre la renta.

La transformación del impuesto de ventas en IVA implica gravar servicios que hoy están exentos, como los alquileres, los gimnasios, la abogacía o los servicios privados de educación y salud.

Sin embargo, el gobierno de Solís también quería subir la tasa de un 13% a un 15%. Solo ese aumento en la tasa equivalía a un 66% de los ingresos adicionales que el Ejecutivo esperaba recaudar con la creación del IVA (¢266.000 millones de ¢400.000 millones). Es decir, casi un 1% del PIB.

Con los proyectos de reforma a ventas y renta, Hacienda pretende recaudar un 2% del PIB por año. Son cerca de ¢600.000 millones que colaborarían a tapar el hoyo fiscal del Gobierno.

Morales Zapata dijo que el PAC es realista y está dispuesto a ceder en sus aspiraciones de recaudación fiscal, pues sabe, que sin los votos de la oposición, no lograría transformar en realidad su meta de acarrear más recursos al erario.

‘Para los conocedores de la materia, se sabe que con solo tranformar ventas en IVA ya eso sería un logro país. Y desde el punto de vista del Gobierno, la verdad es que ninguno de los ingresos que se generarían le llegarían en tiempo a esta administración’, Víctor Morales Zapata.

En tanto, el hueco en las finanzas del Gobierno central ascendió en el 2016 a un 5,1% del producto interno bruto (PIB) y la calificadora de riesgo Fitch Ratings degradó este jueves la calificación de riesgo de Costa Rica debido a los grandes déficits fiscales y a la falta de reformas para solucionar el problema del rápido crecimiento de la deuda pública. Este hecho podría implicar un aumento en las tasas de interés.

La exploración de alternativas, reconoció Morales, surge a raíz de las complicaciones que enfrenta el proyecto para reformar el empleo público y para ponerle tope al gasto en pluses salariales.

La oposición condicionó desde mayo pasado el inicio del debate de los proyectos tributarios a que primero se aprobaran iniciativas para reducir el gasto del Gobierno Central, entre ellas el plan de empleo público (expediente N.° 19.506) que fue convocado el 9 de enero pasado por Casa Presidencial para que reiniciara su trámite legislativo durante las actuales sesiones extraordinarias.

Sin embargo, este miércoles el ministro de la Presidencia, Sergio Alfaro, criticó el plan ante los diputados de la Comisión de Asuntos Sociales con el argumento de que su impacto sobre el déficit sería reducido y que, en vez de reducir el gasto, más bien podría aumentarlo.

La actitud de Casa Presidencial desató una lluvia de críticas de parte de la oposición legislativa, que la acusó de estar en compadrazgo con los sindicatos que se oponen a que se reformen los pluses de los empleados públicos.

LEA: Maniobra del Gobierno hunde el proyecto que limitaría los pluses salariales

Morales Zapata dijo que la exploración de alternativas se da en ese nuevo contexto legislativo turbio para los intereses del Gobierno.

"Habiendo quedado demostrado que el tema del empleo público, tal y como está planteado, es de carácter más ideológico y político que sustantivo en términos de su contribución a reducir el déficit fiscal, diay, pues lo que queda es ponernos de acuerdo a qué tipo de reforma (fiscal) podemos llegar", explicó el legislador a La Nación.

En cuanto al impuesto de renta, Morales no especificó en qué están dispuestos a ceder. En el plan original, entre otras cosas, incorporaría dos tramos de pago para los salarios más altos, hasta con un 25%, y gravaría a las cooperativas grandes con un 30% sobre sus utilidades.

‘Para los conocedores de la materia, se sabe que con solo tranformar ventas en IVA ya eso sería un logro país. Y desde el punto de vista del Gobierno, la verdad es que ninguno de los ingresos que se generarían le llegarían en tiempo a esta administración’, Víctor Morales Zapata.

El subjefe de la fracción del PAC, Franklin Corella, dijo estar al tanto del plan de Morales Zapata y de Henry Mora, aunque dijo que sus acciones no se han discutido todavía a lo interno de la fracción.

La búsqueda de alternativas que iniciaron Morales Zapata y Henry Mora también fue acogida en Casa Presidencial.

Este jueves, el diputado opositor Mario Redondo (Alianza Demócrata Cristiana) confirmó que el viceministro de la Presidencia para Asuntos Legislativos, Luis Paulino Mora, se le acercó para consultarle si estaría de acuerdo en  renunciar a su condicionamiento de aprobar primero la reforma al empleo público para entrar a discutir el aumento en los impuestos.

Redondo explicó que le plantearon que, a cambio de quitar del camino el proyecto de empleo público, el Gobierno se comprometería a impulsar un proyecto para crear una regla fiscal, medida apoyada por la oposición para sancionar a los funcionarios que irrespeten eventuales límites al gasto público.

DEL ARCHIVO: Gobierno evita pedir vía rápida para variar pluses e impuestos

El legislador cartaginés también reveló que la Presidencia le propuso renunciar a la aspiración de subir el impuesto de ventas al 15%, transformado en IVA, siempre y cuando se amplíe la base impositiva del impuesto; se decir, se graven más servicios.

"Esa propuesta ya me la había hecho el diputado Henry Mora. Yo le contesté al viceministro que no estaba dispuesto a renunciar a la condición que puso la oposición para entrar a discutir los proyectos tributarios", explicó el diputado.

En medio de panorama legislativo sombrío para la reforma fiscal, el ministro de Hacienda y primer vicepresidente, Helio Fallas, dijo que su cartera está dispuesta a escuchar propuestas de modificación que hagan los diputados.

"Inmediatamente los señores diputados muestren su anuencia a conversar sobre los proyectos de IVA y renta, Hacienda estará en la mejor disposición de sentarse a conversar con ellos sobre estos proyectos, buscando facilitar su discusión y aprobación", adelantó.

Fallas no contestó cuál sería el máximo en nueva recaudación vía impuestos al que Hacienda estaría en disposición de renunciar en caso de que se facilite una negociación con los diputados opositores.

Otros partidos ni siquiera estarían en disposición de escuchar una propuesta similar departe del oficialismo.

Maureen Clarke, jefa de fracción del Partido Liberación Nacional (PLN), afirmó que su bancada ni siquiera contemplará aprobar ninguna reforma total o parcial a los impuestos mientras el plenario no apruebe el proyecto para poner límite al pago de pluses salariales.

"Ese proyecto seguirá caminando en la Comisión de Asuntos Sociales, y hasta que no se apruebe no habrá más impuestos. En PLN no va a aceptar un diálogo que tenga como fin quitar esa condición del camino. Si los proyectos de impuestos no avanzan, es porque el Gobierno y su fracción no tienen la capacidad para sacarlos adelante", enfatizó la coordinadora verdiblanca.

Luis Vásquez, diputado del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC), recalcó ante el plenario que su fracción puede asegurarle al país que no respaldará el aumento en la carga tributaria que pretende la administración de Luis Guillermo Solís.

DEL ARCHIVO: Gobierno insiste en subir tasa del IVA en reforma fiscal

"No vamos a permitir que se le aplique el trámite acelerado a los proyectos para más impuestos y no lo estamos diciendo hoy, lo dijimos desde el 1°. de mayo pasado. Pedimos un compromiso para contener el gasto antes de pensar en más impuestos", afirmó.

 

MÁS INFORMACIÓN

NACIONAL | NOTICIA: Diputado denuncia ‘compadre hablado’ entre Zapote y sindicatos para minar el proyecto.

Maniobra del Gobierno hunde el proyecto que limitaría los pluses salariales 

ACTUALIZADO EL 19 DE ENERO DE 2017

Ejecutivo convocó iniciativa pero luego se encargó de desacreditarla en la fracción del PAC y en el Congreso.

Ministro de la Presidencia alega que la iniciativa subiría el gasto del Gobierno en vez de reducirlo.

This picture loads on non-supporting browsers.

El diputado Marvin Atencio (der.), del Partido Acción Ciudadana (PAC), brindó su respaldo a los sindicalistas que asistieron al Congreso a oponerse al proyecto de ley 19.506. Ayer el ministro de la Presidencia criticó la propuesta en la Comisión de Asuntos Sociales.

Después de convocar a discusión legislativa el proyecto de ley que limitaría los pluses salariales del sector público (expediente N.º 19.506), el propio gobierno de Luis Guillermo Solís se encargó de minarlo.

Primero lo desacreditó dentro de la fracción del Partido Acción Ciudadana (PAC) y, luego, en la Asamblea Legislativa, para cerrar con un comunicado de prensa en el que advirtió de que convocó el proyecto solo "con el fin de motivar la discusión del resto de la agenda fiscal".

Al mismo tiempo, diputados del PAC se pronunciaron en contra de la iniciativa de la liberacionista Sandra Piszk, la cual ordenaría el pago de beneficios como anualidades, cesantía y dedicación exclusiva en todo el sector público.

Ayer en la Comisión de Asuntos Sociales del Congreso, donde se discute el proyecto, el ministro de la Presidencia, Sergio Alfaro, afirmó que la iniciativa aumentaría el gasto del Gobierno central en lugar de contenerlo.

Aunque su equipo reconoció que el plan les generaría un ahorro a las instituciones públicas (de unos ¢270.000 millones, estimó la contralora), donde se pagan los pluses más altos, el ministro insistió en que su impacto sería insignificante para el déficit fiscal, porque este no contempla los gastos de las descentralizadas …

LEA: Gobierno procura desacreditar el proyecto de empleo público que él mismo convocó

NACIONAL | NOTICIA: De no acordarse trámite abreviado, proyectos están condenados a entrabamiento.

Gobierno evita pedir vía rápida para variar pluses e impuestos 

ACTUALIZADO EL 06 DE ENERO DE 2017

Ministro de la Presidencia dice que no le toca decidir trámite de proyectos.

Oposición insiste en que, sin ajustes a pluses, no aprobará más impuestos.

This picture loads on non-supporting browsers.

El expediente legislativo 19.506 propone ponerle un tope al porcentaje de la anualidad que devengan los empleados públicos. El proyecto será convocado la semana entrante y desde ya los sindicatos, entre ellos los de varias municipalidades, anuncian protestas.

Casa Presidencial decidió convocar para su debate, a partir de la próxima semana, el proyecto para ponerle un tope al pago de pluses salariales.

Pero Zapote evita comprometerse con el trámite por la vía rápida de esa propuesta, conocida como reforma al empleo público (expediente N.° 19.506).

LEA: ¿Qué propone el proyecto de ley de empleo público para 8 pluses salariales?

Sin la aplicación de un procedimiento legislativo abreviado para discutirlo, el proyecto está condenado al entrabamiento, pues no hay consenso entre los diputados para aprobarlo.

La situación se complica porque las fracciones de oposición condicionaron el inicio de la discusión de los proyectos para aumentar impuestos a la aprobación de la reforma a los pluses.

En ese escenario, tanto este último plan para contener el gasto en la planilla del Gobierno Central, como los proyectos para reformar los tributos sobre la renta y sobre las ventas, para reducir el déficit fiscal, no tendrían un futuro halagüeño en el Congreso.

La Nación consultó ayer al ministro de la Presidencia, Sergio Alfaro, si Casa Presidencial negociará la aplicación de la vía rápida al expediente 19.506.

Empero no ofreció una respuesta directa. Más bien, alegó que el Poder Ejecutivo carece de potestad para decidir qué procedimiento se aplica a un proyecto.

“Eso es facultad exclusiva de la Asamblea Legislativa y es allí donde se construyen, o no, los apoyos para los proyectos”, recalcó por escrito, vía correo.

La fracción del Partido Acción Ciudadana (PAC) pareciera ser el mayor obstáculo para que la Presidencia se incline por solicitar la vía rápida para empleo público y los proyectos tributarios.

El viceministro de la Presidencia para Asuntos Legislativos, Luis Paulino Mora, afirmó que el Gobierno está al tanto de que la aplicación de la vía rápida para empleo público “no es una decisión firme en la fracción”. “Hemos estado con la fracción y vemos que hay una división con respecto a este tema”, dijo.

Mora buscará un espacio para reunirse con los 13 diputados del PAC este lunes para explorar dónde están “con este tema”.

Agregó que Casa Presidencial solo accedería a pedir una vía rápida para la reforma a los pluses después de consultarlo con la fracción. El jerarca mencionó que en Zapote están al tanto de que la oposición condiciona el avance del plan fiscal a que primero se aprueben medidas para contener el gasto público.

Henry Mora, uno de los diputados del PAC más cercanos a Casa Presidencial, afirmó, en su perfil de la red social Facebook que, en efecto, se opone a que el proyecto de empleo público se tramite por la vía rápida.

Mora reiteró que impulsará mociones para, según él, eliminar del plan que presentó la liberacionista Sandra Piszk “varias inconstitucionalidades”.

Su compañero de bancada, Ottón Solís, quien sí está a favor del proyecto, reconoció que hay división en la fracción en torno al texto y afirmó que colaborará en todo lo que pueda para sacar adelante la iniciativa.

Esta es adversada por los sindicatos por intentar limitar el pago de anualidades a un 2,9% sobre la base salarial, por hacer más rigurosa la evaluación de desempeño de los empleados públicos y por ponerle un límite de nueve meses a la renegociación de las convenciones colectivas …

 

ECONOMÍA | NOTICIA: Fitch y Standard and Poor’s dudan que propuestas avancen durante Administración Solís Rivera.

Calificadoras de riesgo pierden fe en aprobación de reforma fiscal en Costa Rica

Agencias señalan que campaña política dificultará avance de los proyectos de ley.

Ejecutivo culpa de parálisis al Congreso y legisladores se lo achacan a Gobierno.

This picture loads on non-supporting browsers.

Las críticas de las agencias calificadores pueden dificultar el acceso el acceso al financiamiento de proyectos de infraestructura. En la imagen el puente de la ‘platina’.

Las calificadoras de riesgo pierden la fe en que Costa Rica apruebe una reforma fiscal para solucionar su alto déficit fiscal y deuda pública.

La agencia estadounidense Fitch Ratings expresó ayer sus dudas de que durante el gobierno de Luis Guillermo Solís Rivera avance el plan de reformar el impuesto sobre la renta y la creación del impuesto sobre el valor agregado (IVA).

Déficit fiscal. (INFOGRAFÍA)

El argumento de Fitch es que la campaña electoral que se acerca frenará de forma significativa el avance del plan en el Congreso.

De hecho, un análisis similar realizó la calificadora Standard & Poor’sen octubre del año pasado.

En febrero del 2016, otra de las agencias más importantes, Moody’s, también advirtió de que cada vez era menos probable la aprobación de la reforma fiscal por el bloqueo legislativo.

La parálisis de los proyectos en el Congreso, la elevada deuda pública (cerró en el 41% de la producción en 2016) y el alto déficit fiscal, generó la baja de la nota de riesgo soberano del país por parte de Fitch.

Para el economista Melvin Garita, la repercusión será una presión al alza en las tasas de interés en colones y dólares.

Fitch está diciendo que el riesgo de prestarle a Costa Rica viene en aumento y ahora la calificación que da es de un nivel especulativo”, apuntó Garita.

Repartir culpas. Tras darse a conocer la degradación en la nota del país, el Gobierno culpó a la Asamblea Legislativa por no aprobar la reforma fiscal.

“La baja en la calificación de la deuda a largo plazo ha sido, lamentablemente, el resultado de la no aprobación de los proyectos (fiscales) enviados por el Gobierno desde agosto del 2015”, aseguró Helio Fallas, ministro de Hacienda.

Fallas añadió que el trámite de los proyectos fiscales deben avanzar en el Congreso durante las sesiones extraordinarias para enviar una señal a las calificadoras de riesgo soberano con miras a futuras evaluaciones.

Sin embargo, las bancadas legislativas de oposición responsabilizaron a la Administración Solís Rivera de la parálisis.

“Este Gobierno fue bastante mano suelta desde el inicio con el gasto y luego se obsesionó con los impuestos”, recalcó el jefe del Movimiento Libertario, Otto Guevara, durante las discusiones en el Legislativo.

Gerardo Vargas, de la Unidad Social Cristiana, insistió en que el Poder Ejecutivo no puede solicitar más impuestos sin que se garantice el buen uso de esos nuevos recursos.

“El Gobierno nunca respaldó la agenda de responsabilidad fiscal, no se interesó en crear la regla fiscal y solo aumentaron la deuda”, aseguró el socialcristiano.

Maureen Clarke, jefa de la bancada liberacionista, dijo que en el Congreso solo se votan leyes. “El Gobierno debe impulsarlas y promoverlas, pero no lo ha hecho porque hasta su fracción está dividida”, enfatizó.

Del lado de la bancada oficialista, el subjefe de fracción de Acción Ciudadana, Franklin Corella, culpó a la alianza opositora de frenar la reforma fiscal.

Corella catalogó las acciones del Gobierno de “responsables” ya que intentó armar acuerdos entre partidos y trabajó en la contención del gasto público.

 

MÁS INFORMACIÓN

Gobierno culpa a Asamblea Legislativa por baja en nota de riesgo de Costa Rica ACTUALIZADO EL 19 DE ENERO DE 2017

El Gobierno responsabilizó a la Asamblea Legislativa, por no aprobar la reforma fiscal, de la baja de Fitch Ratings en la nota de riesgo de Costa Rica.

Helio Fallas, vicepresidente y ministro de Hacienda, culpó a la Asamblea Legislativa de falta de decisión para aprobar la plan que crea el impuesto al valor agregado (IVA) y la reforma al impuesto sobre la renta.

screenshot-www.nacion.com-2017-01-20-10-26-24

"La baja en la calificación de la deuda a largo plazo ha sido, lamentablemente, el resultado de la no aprobación de los proyectos (fiscales) enviados por el Gobierno desde agosto del 2015", aseguró Fallas.

Añadió que el trámite de los proyectos fiscales deben avanzar en el Congreso, durante las sesiones extraordinarias, para enviar una señal a las calificadoras de riesgo soberano en futuras evaluaciones …

Fitch rebaja nota de riesgo de Costa Rica por gran déficit fiscal y falta de reformas ACTUALIZADO EL 19 DE ENERO DE 2017

La calificadora Fitch Ratings decidió, este jueves, degradar la calificación de riesgo de Costa Rica debido a los grandes déficits fiscales reportados por el país y la falta de reformas para solucionar el problema del rápido crecimiento de la deuda pública.

Fitch bajó la calificación del país desde BB+ negativa hasta BB con perspectiva estable.

BLOG: ¿Cómo impactará a Costa Rica la baja en la calificación de riesgo de Fitch?

"El déficit fiscal del Gobierno Central de Costa Rica ha crecido en los últimos cinco años, alcanzando el 5,7% del PIB en 2015 (el déficit de las administraciones públicas alcanzó el 4,6% del PIB en 2015, que incorpora excedentes de fondos de pensiones públicos)", argumentó la agencia en su calificación.

La agencia reconoció que hubo una mejora estimada en el déficit del 2016 pues cerraría en 5,1% del producto interno bruto (PIB) frente al 5,7% del 2015, según previó el Ministerio de Hacienda en diciembre anterior.

"Se espera que el déficit fiscal aumente durante los próximos dos años como resultado de una mayor carga de los intereses y de rigideces en los gastos", advirtió Fitch.

De seguido, la calificadora criticó que las propuestas de reforma tributaria del Gobierno han tenido poco progreso en la Asamblea Legislativa "debido a su estructura fragmentada y el proceso legislativo engorroso".

Asimismo, Fitch consideró que las perspectivas para aprobar la creación del impuesto sobre el valor agregado (IVA) y modificar el impuesto sobre la renta han disminuido significativamente, debido a que se aproximan las elecciones presidenciales y de diputados para el periodo 2018-2022.

El rápido crecimiento de la deuda pública pasó del 20% del PIB, en el 2008, al 41% de la producción en el 2016, está entre las razones que más preocupan a la calificadora estadounidense.

"La carga de la deuda seguirá aumentando en ausencia de medidas fiscales significativas, y se espera que la deuda alcance más del 60% del PIB dentro de la próxima década", enfatizó en su comunicado de este jueves …

 

Standard & Poors advierte que a Costa Rica le queda poco tiempo para aprobar una reforma fiscal ACTUALIZADO EL 05 DE OCTUBRE DE 2016

This picture loads on non-supporting browsers.

Standard & Poors rebajó la calificación de riesgo soberana de Costa Rica desde BB a BB- debido al continuo deterioro fiscal.

Si Costa Rica no logra aprobar una reforma fiscal este año o a inicios del 2017 difícilmente logrará hacerlo, pues luego viene el periodo electoral lo cual dificultará ese paso.

Así lo señaló la mañana de este miércoles 5 de octubre, Joydeep Mukherji, analista de calificaciones soberanas de la firma calificadora Standard & Poor’s en un webinar que se realizó sobre tendencias de riesgo soberano en Centroamérica.

Mukherji señaló que ya dos gobiernos anteriores han intentado una reforma fiscal y no lo han logrado y que el Gobierno de Luis Guillermo Solís se la ha dificultado convencer a la Asamblea Legislativa, la cual enfrenta una fragmentación política.

Esta agencia rebajó la calificación de riesgo soberana de Costa Rica desde BB a BB- debido al continuo deterioro fiscal.

Costa Rica cumple este año seis años consecutivos con altos déficits en el Gobierno Central. Para este año la estimación oficial es de un 6% de la producción …

 

Anuncios