El “Empleo informal en Costa Rica alcanza su punto más alto desde el 2010”;

El INEC cataloga como empleo informal a los asalariados no inscritos en la seguridad social, ayudantes no remunerados y a los trabajadores por cuenta propia en empresas no constituidas en sociedad.”…

“929.000 están en esa condición, de los cuales un tercio tiene entre 45 y 59 años. Bajo crecimiento económico empuja a más a la informalidad, dicen especialistas.”…

“El bajo crecimiento de la economía del país genera menos empleo formal y un aumento del empleo informal. Es lógico que la persona que se quedó sin trabajo, en un mercado laboral reprimido, busque un empleo autogenerado de subsistencia”, explicó Pablo Sauma, director del Observatorio del Desarrollo de la Universidad de Costa Rica (UCR).”…

Pero Más Allá de la Explicaciones de Pablo Sauma, lo Cierto Es Que, el Empleo informal aumenta y llega a 46% de trabajadores”; Porque;

“Estas personas no tienen seguridad social y la mitad gana menos del mínimo. Desempleo fue de 9,2% en III trimestre y, para el INEC, sin mayores cambios.”…

Y Aunque Ciertas, las Anteriores (Bajo Crecimiento de la Economía Nacional) las Verdaderas Y Mayormente Responsables Causas de la Informalidad en el Empleo en Costa Rica, Son Otras;

“La informalidad. Respecto a la informalidad, el economista Miguel Gutiérrez Saxe considera que el país ha transitado por un camino de modernización económica excluyente.

Esto, a causa de que concentró sus políticas en el fomento de sectores muy dinámicos (como sectores de inserción internacional asociada a la inversión extranjera directa, turismo y servicios), que generan poco empleo y las actividades que producían mucho empleo (como textiles) salieron del país por el auge de estas en otras naciones, mientras que sectores tradicionales, como la agricultura, no contaron con políticas públicas de fomento, por lo que hoy el empleo informal crece más rápido que el formal.

“El recurso de mucha gente es el empleo informal, la generación de autoempleo, el endeudamiento formal e informal simplemente para subsistir”, comentó.”…

Efectivamente, la Mayor Causal de la Informalidad en el Empleo en Costa Rica Es Que el Gobierno (Ministerio de Trabajo y COMEX), “concentró sus políticas en el fomento de sectores muy dinámicos (como sectores de inserción internacional asociada a la inversión extranjera directa, turismo y servicios), que generan poco empleo y las actividades que producían mucho empleo (como textiles) salieron del país por el auge de estas en otras naciones, mientras que sectores tradicionales, como la agricultura, no contaron con políticas públicas de fomento, por lo que hoy el empleo informal crece más rápido que el formal.”…

En Otras Palabras Se Concentró En Favorecer el Comercio Externo y la Inversión Extranjera Que Genera Capital y Crecimiento Económico, Pero ÚNICAMENTE Para Dichos Sectores Dinámicos; O Sea, Para el Macro Productor y Empresario Nacional, Y Extranjero, Sobretodo Para el Extranjero.

Y Descuidó (Desconcentró) Por Completo Su Atención del Sector Productivo y la la Economía Interna, Que Es la Que Genera Empleo, Economía y Producción Local; O Sea, Para el Pequeño y Mediano Productor y Empresario Nacional.

Esa Posición Se Ve Claramente Reflejada en el Siguiente Comentario;

“El débil crecimiento de la producción costarricense ha generado cierre de empresas y desempleo. Entonces, automáticamente impulsa a las personas al sector informal para subsistir”, aseguró Rónald Jiménez, presidente de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep).”…

Y Claramente Reforzada en las Propuestas del Ministerio de Trabajo;

“Propuestas. Víctor Morales, ministro de Trabajo, comentó que para combatir el empleo informal promoverán una ley para reducir los aportes a la seguridad social de las micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes) que pasen a la formalidad. Otra iniciativa, aseguró Morales, es la creación de un régimen tributario diferenciado para las compañías mipymes, que está incorporada en los proyectos fiscales actualmente en discusión en el Congreso.”… ¿Por Qué?

Porque, “reducir los aportes a la seguridad social de las micro, pequeñas y medianas empresas”; Lejos de Reducir el Problema Social y Económico, Lo Aumenta. Nuevamente, ¿Por Qué?, Porque el No Pago de las Garantías Sociales, Salario Mínimo, Evasión y Elusión Fiscal Por Parte de la Empresas; Sobretodo de las Grandes, Es el Segundo Mayor Problema Causante del Déficit Fiscal; Y Aunque, la Propuesta Va Dirigida a la Pequeña y Mediana Empresa; Claramente, la Grande (Empresa), la Utilizará Como Portillo Legal Para Seguir Evadiendo, Tanto el Pago del Salario Mínimo, Como el Pago de las Garantías Sociales al Estado Como lo Es el Seguro Social.

Es Por Eso Que, El dirigente de la Unión de Cámaras consideró acertada la propuesta del Gobierno, pues muchos de los trabajadores informales laboran en empresas en la misma condición.”…     

Es Precisamente Por Sostener, Mantener y Promulgar Políticas de Empleo Para la Empresa Privada Como Esas Que, el “Desempleo de Costa Rica llegó a 9,2% en el tercer trimestre y permanece sin cambios”.

Y Es Que, Si Consideramos, Entre Otras Cosas, Que, el “El 45% de los desempleados son jóvenes entre 15 y 24 años”; Que, “Miles de ticos hacen filas por escasos puestos de trabajo”; Que, los “Padecimientos y edad complican hallar trabajo”; Y Que, “La generación de trabajo seguiría a la baja este año”.

Encontramos Que, la Razones del Desempleo y la Informalidad NO SON, el Bajo Crecimiento Económico de las Empresas Privadas Debido a Que No Encuentran Personal “Calificado”.

LO SON QUE, las Empresas Privadas Buscan Contratar Jóvenes Entre 15 y 24 Años Con Experiencia, Que Sepan Hablar Ingles y Algún Otro Idioma, Que Manejen a la Perfección los Programas de Computo, Que Sean Profesionales Graduados, Que Trabajen 16 Horas Diarias; Pero Que Reciban Un Salario Como Si Fueran Principiantes, Sin Pagar Horas Extra, Con Rebaja en el Seguro Social, Y Sin Derecho a Sindicalizarle o a la Protesta Laboral.

Y ¡Lo Más Triste de Todo Es! ¡Que el Gobierno, el COMEX y el Ministerio de Trabajo!, ¡Lo Defienden!, Y ¡Lo Incorporan Como Política de Empleo de Gobierno!  

 

 

Empleo informal aumenta y llega a 46% de trabajadores

Estas personas no tienen seguridad social y la mitad gana menos del mínimo

Desempleo fue de 9,2% en III trimestre y, para el INEC, sin mayores cambios

El 24 de setiembre de pasado, muchas personas llegaron al  Parque Nacional, en busca de trabajo en una feria organizada por el diputado liberacionista Juan Luis Jimenez Succar. | JOSÉ CORDERO/ARCHIVO

El 24 de setiembre de pasado, muchas personas llegaron al Parque Nacional, en busca de trabajo en una feria organizada por el diputado liberacionista Juan Luis Jimenez Succar.

El empleo informal avanza y llegó en el tercer trimestre del año a casi la mitad de los trabajadores ocupados (un 45,7%).

Son cerca de 942.000 trabajadores que laboran sin seguro social. Pueden ser personas asalariadas, pero su seguridad social no la paga su patrono; empleados que solo les cancelan en especie o que el pago fue una única vez, ayudantes no remunerados, pequeños empresarios que no tienen registrado su negocio o personas trabajadoras por cuenta propia con labores ocasionales.

Casi la mitad de ellos gana menos de un salario mínimo.

El empleo informal es una tendencia que se mantiene al alza desde el cuarto trimestre del 2011 y entre el tercer trimestre del 2014 y el mismo del 2015 subió 2,9 puntos porcentuales.

Esto, según la Encuesta Continua de Empleo que publicó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).

infografia

La misma encuesta arrojó un dato general de desempleo de 9,2%. En el tercer trimestre del 2014 fue de 10%, lo que para el Gobierno fue una baja.

No obstante, Braulio Villegas, economista de la Encuesta Continua de Empleo, explicó que la variación no es estadísticamente significativa.

“Tenemos que recordar que estos datos se generan a partir de estimaciones realizadas por medio de una encuesta, la cual resultó de una muestra de la población costarricense y, a partir del resultado de esa muestra, se hace una estimación del dato a nivel nacional. Por lo tanto, estas estimaciones conllevan lo que se conoce como error de muestreo”, detalló Villegas.

Tampoco, según Villegas, existe evidencia de una tendencia a la baja con base en los resultados de los tres trimestres de este año.

Se intentó conversar con el ministro de Trabajo, Víctor Morales, pero no fue posible.

En el comunicado, el Gobierno resaltó las acciones que realizan para mejorar la situación.

“Los programas de reactivación económica, como Impulso; y las políticas del Gobierno para favorecer a la población vulnerable, como Puente al Desarrollo, Mi Primer Empleo, entre otras; tienen como fin último que las personas puedan obtener empleos de calidad”, dijo Morales, pero en el comunicado.

La informalidad. Respecto a la informalidad, el economista Miguel Gutiérrez Saxe considera que el país ha transitado por un camino de modernización económica excluyente.

Esto, a causa de que concentró sus políticas en el fomento de sectores muy dinámicos (como sectores de inserción internacional asociada a la inversión extranjera directa, turismo y servicios), que generan poco empleo y las actividades que producían mucho empleo (como textiles) salieron del país por el auge de estas en otras naciones, mientras que sectores tradicionales, como la agricultura, no contaron con políticas públicas de fomento, por lo que hoy el empleo informal crece más rápido que el formal.

“El recurso de mucha gente es el empleo informal, la generación de autoempleo, el endeudamiento formal e informal simplemente para subsistir”, comentó.

Por su parte, el economista Ronulfo Jiménez, opinó que el bajo crecimiento económico se refleja en el mercado laboral, tanto en la no generación de nuevo empleo, como en la informalización del empleo existente. “La producción está creciendo lentamente y, según la encuesta, no se está creando nuevo empleo entre el tercer trimestre de 2015 e igual período del año pasado”.

Empleo informal en Costa Rica alcanza su punto más alto desde el 2010

929.000 están en esa condición, de los cuales un tercio tiene entre 45 y 59 años

Bajo crecimiento económico empuja a más a la informalidad, dicen especialistas

Darwin Romero, de 26 años, es cocinero de profesión. Él trabajó en varios restaurantes en San José; pero, desde el último año, labora en la informalidad vendiendo helados. El INEC determinó que en Costa Rica había   929.000  trabajadores informales al primer trimestre. | ALBERT MARÍN

Darwin Romero, de 26 años, es cocinero de profesión. Él trabajó en varios restaurantes en San José; pero, desde el último año, labora en la informalidad vendiendo helados. El INEC determinó que en Costa Rica había 929.000 trabajadores informales al primer trimestre.

El empleo informal en Costa Rica llegó a su punto más alto desde el 2010, durante el primer trimestre de este año, al alcanzar al 45,3% de los trabajadores.

El país presentaba, entre enero y marzo, 929.000 personas ocupadas en informalidad, de las cuales un tercio tiene entre 45 y 59 años, según la Encuesta continua de Empleo (ECE).

El estudio del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC) muestra que el porcentaje más bajo de informalidad fue a finales del 2011, cuando se situó en el 35% del total de los trabajadores.

El INEC cataloga como empleo informal a los asalariados no inscritos en la seguridad social, ayudantes no remunerados y a los trabajadores por cuenta propia en empresas no constituidas en sociedad.

Al primer trimestre del año, el mercado laboral nacional tenía 2,05 millones de trabajadores ocupados. De estos, 204.000 personas buscan un nuevo empleo.

¿Por qué crece? Pablo Sauma, director del Observatorio del Desarrollo de la Universidad de Costa Rica (UCR), calificó de alto el alza de 10 puntos porcentuales de la informalidad reportada en menos de cinco años.

“El bajo crecimiento de la economía del país genera menos empleo formal y un aumento del empleo informal. Es lógico que la persona que se quedó sin trabajo, en un mercado laboral reprimido, busque un empleo autogenerado de subsistencia”, explicó Sauma.

María Luz Sanarrusia, coordinadora de la ECE, detalló que en el último año la informalidad creció de manera significativa entre los hombres, pues se pasó de una tasa del 40,7% en el primer trimestre del 2014 a un 43,1% este año.

La variación se fundamenta en el alza del empleo agrícola, caracterizado por una alta informalidad, dijo Sanarrusia.

La información del INEC muestra que este sector productivo tenía 172.000 trabajadores informales en el primer trimestre de este año, 47.000 personas más frente al mismo periodo del 2014.

En el caso de las mujeres, la informalidad se mantuvo en el 48% durante en el último año.

Aumenta la informalidad

Aumenta la informalidad

Rónald Jiménez, presidente de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (Uccaep), afirmó que para el país es un problema muy serio tener casi un millón de trabajadores informales.

“El débil crecimiento de la producción costarricense ha generado cierre de empresas y desempleo. Entonces, automáticamente impulsa a las personas al sector informal para subsistir”, aseguró Jiménez.

Propuestas. Víctor Morales, ministro de Trabajo, comentó que para combatir el empleo informal promoverán una ley para reducir los aportes a la seguridad social de las micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes) que pasen a la formalidad.

Otra iniciativa, aseguró Morales, es la creación de un régimen tributario diferenciado para las compañías mipymes, que está incorporada en los proyectos fiscales actualmente en discusión en el Congreso.

El dirigente de la Unión de Cámaras consideró acertada la propuesta del Gobierno, pues muchos de los trabajadores informales laboran en empresas en la misma condición.

Sin embargo, enfatizó que es necesario poner un límite de tiempo a dichos beneficios.

Desempleo de Costa Rica llegó a 9,2% en el tercer trimestre y permanece sin cambios

La tasa de desempleo en el tercer trimestre del año se ubicó en 9,2%, informó esta mañana el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), resultado que no arroja cambios con respecto al mismo periodo del 2014.

Feria de empleo de Cinde. En el país cerca de 99.000 jóvenes buscan trabajo.

Feria de empleo de Cinde. En el país cerca de 99.000 jóvenes buscan trabajo.

En el tercer trimestre del 2014 el indicador fue de 10%. Sin embargo, en el INEC advirtieron de que las estimaciones nacionales llevan implícito un error de muestreo que no permite afirmar que haya una reducción en el desempleo entre un trimestre y otro, ni tampoco una tendencia a la baja en los resultados de este año. 

Entre otros datos aportados por el estudio para el tercer trimestre de este año, destacó que unas 210.000 personas estaban sin trabajo en el periodo analizado y que el desempleo fue de 7,7% entre los hombres y 11,7% entre las mujeres.

Por zona de residencia, la tasa de desempleo en la zona urbana fue de 9,2% y en la zona rural de 9,3%; en ambos casos se mantuvo la tasa de desempleo interanual.

Además, la tasa neta de participación laboral nacional fue de 61%, con una disminución de 1,6 puntos porcentuales respecto al III trimestre del 2014.

Esta tasa es el porcentaje de la fuerza de trabajo (personas que trabajan o buscan empleo) con respecto a la población en edad de trabajar.

Por actividad económica, la mayoría se mantuvo sin variaciones interanuales significativas. Únicamente las actividades ligadas a la industria manufacturera mostraron un aumento, pasando de 195.000 ocupados a 241.000 ocupados.

Este incremento entre el tercer trimestre del 2014 y el del 2015, en actividades relacionadas a la industria manufacturera, se ve  reflejado principalmente en la zona urbana y en la población masculina.

Según calificación del grupo ocupacional, entre el tercer trimestre de 2014 y de 2015, aumentaron 34.000 personas en ocupaciones de nivel agropecuario, artesanal, construcción, mecánica y manufacturas calificadas. Sin embargo, el grupo de ocupaciones de nivel técnico, profesional medio y apoyo administrativo disminuyó en 54.000 personas.

El porcentaje de ocupados con empleo informal fue de 45,7%. Respecto al año anterior el porcentaje de informalidad aumentó 2,9 puntos porcentuales. La población ocupada en un empleo informal fue de alrededor 942.000 personas.

Desempleo sin cambios. Braulio Villegas González, economista de la Encuesta Continua de Empleo del INEC, explicó que no hay una disminución en el desempleo entre el III trimestre del 2014, cuando la tasa fue de 10%, y el resultado del tercer trimestre de este año, con un 9,2%.

“No podemos afirmar que baja el desempleo entre el III trimestre del 2014 y el III trimestre del 2015, esto porque tenemos que recordar que estos datos se generan a partir de estimaciones realizadas por medio de una encuesta que resultó de una muestra y a partir del resultado de esa muestra se hace una estimación del dato a nivel nacional, por lo tanto estas estimaciones conllevan lo que se conoce como error de muestreo”, apuntó el economista.

Tampoco hay evidencias para hablar de una tendencia al decrecimiento en el desempleo con base en los resultados de los tres trimestres de este año.

Los cambios que sí son estadísticamente significativos son la baja en la tasa de participación de 1,6 puntos porcentuales entre el III trimestre del 2014 y el III trimestre del 2015.

La tasa neta de participación es la relación entre la fuerza laboral, que son los ocupados y los que buscan trabajo y la población mayor de 15 años, que se considera que es la que tiene edad para trabajar.

Dicha tasa bajó, explicó Villegas, porque aumentó la población mayor de 15 años.

Otro cambio significativo es el incremento en el empleo informal, el cual registró un aumento de 2,9 puntos porcentuales entre los trimestres señalados.

El 45% de los desempleados son jóvenes entre 15 y 24 años

Para el cuarto trimestre del 2014 habían en el país 99.000 jóvenes entre 15 y 24 años de edad desempleados, ellos representan casi la mitad de la población que busca trabajo y no encuentra.

Feria de empleo de Cinde. En el país cerca de 99.000 jóvenes buscan trabajo.

Feria de empleo de Cinde. En el país cerca de 99.000 jóvenes buscan trabajo.

Así lo señala un análisis realizado por el Instituto Nacional de Estadística y Censos con base en la Encuesta Continua de Empleo para esos tres meses.

Según el estudio la tasa de desempleo abierto de este grupo fue de 24% en el IV trimestre del 2014, cuatro veces superior a la población adulta.

Eso significa que de cada 100 jóvenes que participaban en el mercado laboral, 24 buscaron activamente trabajo pero no lo encontraron, mientras que en el caso de los adultos, seis de cada 100 presentan esta situación.

Aunque los hombres jóvenes desempleados superan en cantidad a las mujeres, 53.000 contra 46.000 personas; la tasa de desempleo de las mujeres fue 29%, siete puntos porcentuales por encima a la de los hombres.

Al considerar la participación de jóvenes en el trabajo y el estudio, es posible diferenciar cuatro categorías en esta población: quienes solo trabajan, trabajan y estudian, solo estudian y no trabajan ni estudian.

Del total de jóvenes 44% se dedicó exclusivamente a estudiar y 24% sólo trabajó. Adicionalmente, 12% trabajó y estudió de forma conjunta y 20% no realizó ninguna de las dos.

Miles de ticos hacen filas por escasos puestos de trabajo

Desde hace un tiempo, la sombrilla que Clency Arroyo compró para protegerse de la lluvia cuando salía del trabajo, se ha vuelto compañera cercana.

Ya no la usa para resguardarse cuando concluía sus jornadas de estilista, sino para cubrirse del sol mientras hace fila, a veces durante horas, en busca de empleo.

Clency, de 42 años, perdió su último trabajo hace un lustro.

Desde entonces, es parte de la masa de 218.000 habitantes que lidian a diario con el desempleo, dato que reveló la última Encuesta Continua de Empleo (ECE) al segundo trimestre del 2015.

Esa cantidad de desocupados equivale a un 9,5% de la fuerza laboral y aumentó 0,4% de un año a otro, según el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).

La estilista es víctima de ese estancamiento.

“El cupo entre mujeres es muy limitado. Pasa en las empresas de seguridad. Mi hijo, en tres meses, encontró trabajo. Yo tengo un año buscando (en ese tipo de empresas). He pagado hasta ¢2.000 por ingresar a ferias de empleo”, denunció Arroyo, quien pone el rostro por las restantes 111.000 mujeres sin trabajo.

Esa cifra supera a la de hombres en paro: 107.000 a junio, estima el INEC.

LEA Padecimientos y edad complican encontrar trabajo

La lotería del empleo. Arroyo fue una de las 2.212 personas que el jueves 20 de agosto dejaron su currículo en la feria de empleo que organizó la Municipalidad de Heredia, junto con el Departamento de Reclutamiento de la cadena Walmart, para cubrir una rotación de personal cercana a los 30 puestos al mes.

En su mayoría, son trabajadores no calificados, como cajeros, seguridad, personal de panadería, carnicería, verdulería, bodega, cocina y empacadores.

Los asistentes ingresaban a las instalaciones de la antigua Escuela República de Argentina en grupos de unos 80, clasificados según el grado académico.

Luego, la firma escogerá entre ellos a sus futuros “asociados”, como llama a sus empleados.

Pese a que la cantidad de gente que asistió a la feria del jueves pasado, suena elevada, no lo es.

Esto si se le compara con las cifras de recepción de currículos que manejaron Walmart y el Grupo Monge durante los primeros siete meses del 2015.

ADEMÁS Generación de trabajo seguirá a la baja este 2015

Frustración hace fila . El 5 de agosto, La Nación constató que cientos de personas hicieron más de 500 metros de cola para concursar por un empleo en el Palí de Oreamuno, en Cartago.

En un almacén de electrodomésticos, en el centro de esa provincia, se repitió el mismo panorama un día después.

Ante consulta de este diario, los departamentos de recursos humanos de ambas empresas revelaron que entre enero y junio pasados recibieron, entre ambas, 13.088 currículos.

Walmart reportó la recepción de hasta 6.000 hojas de vida, mientras que el Grupo Monge aceptó otros 7.088 solicitudes.

La cantidad de postulaciones sobrepasó en mucho el número de puestos vacantes: apenas 1.195 entre ambas cadenas.

De ese total, Walmart contrató a 1.055 personas y el Grupo Monge a 140. Solo un 9% de los 13.088 postulantes obtuvo empleo

Educación, un obstáculo. Los gerentes de Walmart y del Grupo Monge señalan la escasa preparación académica como uno de los obstáculos que impiden la contratación de trabajadores.

“La mayoría de personas no cuentan con la preparación o habilidades necesarias”, dijo Hugo Pereira, gerente general del Grupo Monge.

Por su parte, Yolanda Fernández, gerenta de Asuntos Corporativos de Walmart, señaló que tienen problemas a la hora de ubicar a trabajadores para puestos que requieren cierto grado de preparación técnica.

Saúl Lobo, de 25 años, y con seis meses de no trabajar, acude a ferias de empleo con la esperanza de saltarse el obstáculo que implica su poca formación, que llega a octavo año de secundaria.

“Ya he ido a tres ferias de empleo, y nada”, comentó Lobo, quien ha subsistido medio año haciendo jardines y dependiendo de sus padres.

En una situación similar se encuentra Diego Navarro, de 28 años, desempleado desde diciembre del 2014, y con apenas el sexto grado de primaria concluido.

Su dificultad para obtener un trabajo estable lo empujó hacia el empleo informal.

“Al trabajo que me salga tengo que entrarle”, comentó.

Esa informalidad es una salida cada vez más frecuente ante la escasez de trabajo.

Navarro, y otros tantos desempleados, renuncian a derechos laborales, como el pago mínimo y las vacaciones, con tal de ganarse unos colones que les permitan sobrellevar el desempleo.

Anuncios