En la olvidada provincia de Limón se encienden los aminos y la polémica entorno al mega proyecto portuario que la empresa privada AMP Terminals pretende desarrollar en Moín con la complacencia y el beneplácito del Gobierno Neoliberal; la Audiencia por terminal de muelles en Limón inicia en medio de silbidos y gritos, la Falta de negociación e información dificulta avance de nueva terminal de muelles en Limón, por lo que la Consulta de megapuerto se vio truncada por amago de violencia.

De un lado los sindicalistas de Japdeva (Sintrajap)  defendiendo sus excelsos privilegios y beneficios que se vendrían abajo si prospera la propuesta privada.

Del otro Japdeva y el Gobierno Neoliberal que defienden a capa y espada la concesión de los muelles a la empresa privada.

La visión de los sindicalistas de confrontación Suspenden audiencia de megapuerto tras altercado entre sindicalistas y miembros de Setena, de irrespeto Sindicalistas boicotean audiencia pública sobre viabilidad ambiental de Megapuerto en Limón y hasta de anarquía Ronaldo Blear, de Sintrajap: “Yo no voy a llamar a la calma”.

La visión del Gobierno Neoliberal de exigencia Laura Chinchilla apura a Setena por inicio de nuevo muelle en Limón, de complacencia Consejo Nacional de Concesiones aprueba estudios técnicos y planos para nueva terminal de Moín y hasta de servilismo MOPT corre para hacer camino que permita construir nuevo puerto, Puentes ‘bailey’ ayudarán en la construcción de un megapuerto para con la empresa privada.

En la olvidada provincia de Limón se apagan los aminos y la polémica entorno al mega proyecto de la Refinería China que la empresa conjunta Soresco formada entre Recope (Costa Rica) y CNPCI (China) pretende desarrollar en Moín con la complacencia y el beneplácito del Gobierno Neoliberal; pese a que los innumerables cuestionamientos, inconsistencias, vicios legales, financieros y hasta constitucionales demuestran que el proyecto no beneficia en nada al al país, al consumidor y al costarricense en general: Contraloría y Aresep piden cuentas a Recope por refinería; Contraloría General de la República frena la nueva refinería en Moín; Fiscalía allana oficinas de Recope, Soresco y Setena por caso de refinería china; Defensoría identificó nuevo conflicto de intereses en refinería con China; Pacific Credit Ratings da observación negativa a emisiones de Recope por investigación sobre refinería.

La visión de Recope y del Gobierno Neoliberal, de negación de responsabilidades, de afirmación de que lo que están haciendo está bien (aunque expertos, Contraloría, Defensoría, Fiscalía y todos los demás digan lo contrario): Errores de Recope dejan en coma plan de refinería china; Plan de refinería china en Costa Rica revive con nuevo jerarca; Presidenta deja las riendas de Recope en las manos de exjerarca, Litleton Bolton; para lo cual, como vemos, buscaron vanamente criterio de expertos: Recope busca opiniones de los expertos sobre refinería; Recope pedirá criterio a Incae sobre refinería con China; el cual, lógicamente, no avaló los resultados y opiniones que ellos deseaban; simplemente, porque la evidencia muestra que esos resultados eran contrarios a los que ellos afirmaban como correctos (o sea, que no lo son).

Y es que en ambos casos existen dos visiones, dos realidades que se oponen y contraponen como el agua y el aceite; cada una defendiendo sus propios y vanos intereses y desafortunadamente, en medio de los dos, el pueblo limonense, que como de costumbre, ambos lados han olvidado e invisibilizado y solo se acuerdan de el, o lo sacan a relucir, para usarlo como excusa para ídem, defender sus vanos y propios intereses.

Dos visiones, dos realidades, cuál nos conviene depende de cada caso.

En el caso de APM Terminals y la Concesión de los Muelles del Caribe, aunque cueste admitirlo, puede que el balance final favorezca mas a los intereses de Gobierno Neoliberal y de la empresa privada, que los intereses de los sindicalistas de Sintrajap; aunque No por las razones que ellos aducen.

Obviamente, el proyecto portuario generará un impacto ambiental profundo y severo, reconocido no solo por la propia empresa privada y por la firma que contrataron para realizar el estudio de impacto ambiental (Centro Científico Tropical) sino también por ambientalistas y expertos independientes.

Pero la diferencia es que contrario al caso de Recope con la Refinería China, en el que el contrato de empresa conjunta (JVC) es claramente un contrato de tigre suelto (CNPCI-China) contra burro amarrado (Recope-Costa Rica) y NO DEJA NINGÚN BENEFICIO AL PAÍS, AL CONSUMIDOR Y SOBRETODO AL PUEBLO LIMONENSE; el contrato firmado con APM Terminals DEJA BENEFICIOS EN DESARROLLO ECONÓMICO, SOCIAL E INFRAESTRUCTURA QUE SOBREPASAN LOS PERJUICIOS Y DAÑOS AMBIENTALES ASOCIADOS.

Eso por cuanto, a diferencia de CNPCI, APM sí es consciente del daño ambiental que causaran, sí está dispuesto a mitigarlo, a compensarlo y a tomar medidas para que se revierta o aminore a futuro y a diferencia de la Refinería China, infraestructura que además de contaminar seriamente el ambiente, solo beneficia a Recope y al Gobierno Neoliberal en sus intereses económicos, a costa de todos los consumidores de combustible; el proyecto portuario, no solo beneficia los intereses económicos del Gobierno Neoliberal, sino también a todos los usuarios, exportadores, importadores, etcétera y al pueblo limonense, al dinamizar la economía tanto a nivel local como internacional.

Mientras que con el proyecto de Refinería China, el consumidor tendrá que pagar más por el combustible para que tanto el Gobierno Neoliberal de Costa Rica como el Gobierno Chino hagan su agosto con lo que le cobran; con el proyecto portuario, el usuario tendrá que pagar una tarifa mayor, pero a cambio, agilizará, asegurará y aumentará su nivel de exportaciones o de importaciones, obteniendo al final, una mayor ganancia y mejor servicio.

En ambos casos, el movimiento sindical defiende sus propios y mezquinos intereses, pero a diferencia del sindicato de Recope que apoya a la institución, por lo que sus manifestaciones no tienen mayor consecuencia sobre el abastecimiento de combustibles; el de Japdeva no la apoya y sus manifestaciones tienen serias y dañinas consecuencias sobre el tráfico de importación y exportación de mercaderías y sobre la economía del país.

Cuando el costo es mayor que el beneficio, o, como en el caso de la Refinería China, No existe beneficio alguno, lo mejor es cortar por lo sano y desechar el proyecto; cuando el beneficio es mayor que el costo y este se extiende no solo a la empresa y a nivel local, sino a todo el país y a su economía, lo mejor es no cortar lo sano; pero sí lo podrido y gangrenoso que no deja que el cuerpo sane.

 

 

 La refinería de Moín, en Limón, está paralizada desde agosto del 2011. Si se amplía procesaría 60.000 barriles diarios. | ARCHIVO/JORGE NAVARRO

Inversión pública en Soresco (INFOGRAFÍA GN)

ECONOMÍA | REVISAN FINANZAS DE INSTITUCIÓN POR PROYECTO CON CHINA

Contraloría y Aresep piden cuentas a Recope por refinería

La Contraloría y la Aresep pidieron cuentas a Recope por la iniciativa de modernizar la vieja refinería de Moín, en Limón.

Refinadora hizo último aporte a Soresco por $18,7 millones en abril

Empresa pública dice que estaba comprometida a dar los recursos

Inversión pública en Soresco

Inversión pública en Soresco (INFOGRAFÍA GN)

La Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) y la compañía estatal china CNPCI crearon Soresco, en diciembre del 2009, con el fin de que ejecutara la modernización de la refinería.

El proyecto requiere una inversión de $1.500 millones, de la cual el 30% será aportado por Costa Rica y China. El resto sería mediante financiamiento bancario.

Sin embargo, el plan quedó paralizado luego un informe de la Contraloría General de la República, del 20 de junio pasado, que determinó que el estudio de factibilidad del proyecto fue hecho por una firma subsidiaria de CNPCI.

René Castro, ministro de Ambiente y Energía y vicepresidente de la junta directiva de Recope, dijo que aún no se ha decidido sobre el futuro del proyecto.

“Recope ha venido trabajando en un ‘plan b’ que incluya una matriz mixta de combustibles fósiles, así como biocombustibles”, dijo el jerarca.

La Contraloría informó de que está en la etapa final del estudio sobre de la gestión de Recope en la iniciativa con China.

“Uno de los objetivos de la fiscalización ha sido el verificar la capacidad financiera de la empresa pública para hacerle frente a los aportes hechos (a Soresco) y al proyecto de la refinería”, comentó el ente contralor a La Nación .

En los últimos tres años, Recope giró un aporte de capital a la empresa creada junto con China por un total acumulado de $50 millones. La última transferencia por $18,7 millones se realizó el pasado 30 de abril, según los estados financieros de la empresa estatal, al 30 de junio del 2013.

Cambio. Para aportar recursos públicos a Soresco, Recope solicitó al Ministerio de Hacienda subir su gasto presupuestario en ¢15.028 millones. Una parte del dinero (62%) se usó para hacer el aporte de capital y el resto para publicidad, propaganda y temas legales, según el decreto N° 37644-H, publicado el 23 de mayo anterior.

Recope dijo que la inversión está amparada en el Convenio de Empresa Conjunta hecho con CNPCI, que también aportó $50 millones.

“A la fecha, Soresco ha usado $51 millones, de los cuales $34,6 millones corresponden al pago de estudios técnicos y de factibilidad, licencias y patentes, así como $16,4 millones a gastos operativos”, afirmó la empresa pública por escrito.

La compañía conjunta aún tiene disponible $49 millones.

Recope no detalló el origen del dinero usado como aporte de capital a Soresco. Sin embargo, recalcó que el negocio de la refinería fue excluida de la solicitud de ajuste tarifaria presentada en marzo anterior ante la Aresep.

Juan Manuel Quesada, intendente de Energía de la Aresep, confirmó que la inversión en Soresco no fue considerada en los estudios tarifarios, donde se ajusta el margen de operación de la empresa.

Agregó que pidieron toda la información referida al plan de la refinería.

“La información está siendo analizada, junto con la situación financiera de Recope, en función de la fijación tarifaria”, expresó el intendente de Energía.

Contraloría General de la República frena la nueva refinería en Moín

La Contraloría General de la República frenó la construcción de la nueva refinería de petróleo en Moín al determinar el incumplimiento de una cláusula que prohíbe que exista relación entre la empresa que realiza el estudio de factibilidad y la petrolera china que financia buena parte de la obra.

La Contraloría ordenó a la junta directiva de la Refinadora Costarricense de Petróleo, Recope, abstenerse de utilizar el estudio de factibilidad realizado por la empresa HQCEC y cualquier otro estudio que se haya basado en los resultados de éste, para sustentar acciones relacionadas con la ejecución del referido proyecto de ampliación y modernización de la refinería de Moín, Limón.

Una investigación de la Contraloría determinó que la empresa que realizó el estudio de factibilidad (HQCEC), tiene una relación con la petrolera china, lo cual está prohibido y resulta en un incumplimiento contractual del “acuerdo de empresa conjunta”.

Según un comunicado de prensa del ente contralor, se identificaron otras debilidades en el estudio de factibilidad donde la rentabilidad estimada del 16,28% presentada en el estudio podría estar sobrestimada, porque no se incluyen costos pertinentes para la refinería, mientras que el flujo de ingreso sí incluye todos aquellos relacionados con la ésta.

Otra debilidad es que el estudio de factibilidad tampoco incluye un análisis de riesgos con las características y requerimientos establecidos en las cláusulas contractuales y de acuerdo con la magnitud del negocio.

La información agrega que el estudio de mercado no considera el mercado costarricense, tal como lo establece el Acuerdo de Empresa Conjunta, de manera que los componentes del estudio de mercado deben estar referidos a precios, disponibilidad de crudos y calidad.

Tampoco se toma en cuenta el análisis del modelo de regulación y el modelo tarifario del país dentro de sus proyecciones.

Por último se determinó que el análisis financiero de la empresa HQCEC no contiene información sobre las fórmulas y los procedimientos de cálculos utilizados en la determinación de los ingresos y egresos (inversiones y costos) de los flujos de caja y cálculo de la rentabilidad, por lo cual no es posible inferir que dicho estudio contenga un modelo financiero como tal, sino únicamente un conjunto de cifras que no permiten sustentar o comprobar su razonabilidad.

Fiscalía allana oficinas de Recope, Soresco y Setena por caso de refinería china

La fiscalía confirmó que los allanamientos se deben al tema de la refinería china

Recope suspendió labores por el resto del día y le dio autorización al personal para retirarse

Unos 40 funcionarios del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) allanaron esta mañana las oficinas centrales de la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) en San José.

Los agentes se encuentran en varios pisos del edificio central de Recope.

Los agentes se encuentran en varios pisos del edificio central de Recope.

Defensoría identificó nuevo conflicto de intereses en refinería con China

ENTIDAD SEÑALA VICIO EN CONTRATACIÓN DE EMPRESA QUE VALIDÓ ESTUDIO DE FACTIBILIDAD

Estudio concluye que proyecto no garantiza reducción en el precio de los combustibles que pagan los consumidores costarricenses.

La Defensoría de los Habitantes recomendó a la Contraloría investigar si hubo advertencias de conflicto de intereses en el proyecto de refinería conjunta con China, con el fin de que siente responsabilidades contra la junta directiva de Recope.

La Defensoría de los Habitantes recomendó a la Contraloría investigar si hubo advertencias de conflicto de intereses en el proyecto de refinería conjunta con China, con el fin de que siente responsabilidades contra la junta directiva de Recope. (ARCHIVO)

La Defensoría de los Habitantes anunció que identificó un nuevo conflicto de intereses en el proyecto de modernización y ampliación de la refinería de Moín.

Según la entidad, adscrita a la Asamblea Legislativa, la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) no debió contratar a la empresa australiana WorleyParsons para realizar la validación del estudio de factibilidad del proyecto.

Ese proceso lo realizó la empresa china Huanqiu Contracting & Engineering Corporation (Hqcec).

La Defensoría detectó que la compañía australiana fue vinculada dentro de la negociación del contrato de ingeniería básica detallada y el de supervisión de ingeniería, procura y construcción, lo cual, concluyó configura el conflicto de intereses.

“La existencia de ese eventual conflicto pone en tela de duda la confiabilidad (sic.) hecha por WorleyParsons, dado que la empresa ya no era ajena al resultado de la validación del estudio de factibilidad que realizó”, dio a conocer la Defensoría este viernes.

El contrato con el consorcio australiano, continuó la Defensoría, violentó el acuerdo de “Empresa Conjunta”, que establecía que la empresa supervisora debería ser un tercero independiente y no relacionado ni con Recope, ni con la empresa estatal China National Petroleum Comporation (Cnpc), socia de la entidad autónoma en el proyecto de Moín.

Precios de combustibles, una incógnita. La Defensoría de los Habitantes investigó los pormenores del proyecto de refinería conjunta con China a raíz de una denuncia que presentó un ciudadano.

En su queja, el denunciante planteó el tema de la rentabilidad que tendría Recope como empresa responsable de la operación de la refinería.

El estudio permitió a la Defensoría concluir que el proyecto “no ha sido evaluado desde la perspectiva país, ni del usuario final de combustibles”.

La entidad dirigida por Ofelia Taitelbaum determinó, además, que el estudio de factibilidad del proyecto, realizado por la compañía Hqcec no contempló una evaluación financiera para Recope.

“Asimismo, no se encontró una evaluación de tipo económico ni social propiamente dicha, a pesar del alegado beneficio para el consumidor que se materializaría en un menor precio de los combustibles a nivel interno. Por ello, no es posible, al día de hoy, determinar si los precios internos de los combustibles efectivamente tendrán una disminución importante de concretarse el proyecto”, concluyó la Defensoría.

También se determinó que el proyecto no garantiza la generación de los ingresos suficientes para cubrir sus costos de operación y pago de la cuota de arrendamiento a China, por lo que de presentar un escenario de precios internacionales del petróleo desfavorables, “el ajuste se trasladaría directamente al precio de venta (de combustibles) al consumidor”, afirmó la entidad encargada de recibir las quejas del pueblo contra la administración pública.

Finalmente, la Defensoría sostiene que si el Gobierno desea seguir adelante con el proyecto de refinería conjunta con China, deberá acatar algunas recomendaciones, como realizar una evaluación financiera del proyecto, exclusiva para Recope, y contratar a empresas externas independientes para realizar los estudios de factibilidad y viabilidad técnica.

Además se recomienda al Gobierno que, si el resultado de la evaluación financiara para Recope determina que el proyecto no es socialmente rentable para el país, se suspenda la realización de la obra y se ordene el archivo del proyecto, independientemente si los números sí son positivos para la Sociedad Reconstructora Chino-Costarricense (Soresco), empresa conjunta que crearon Cnpc y Recope para impulsar el plan.

RELACIONADAS

Defensoría duda de objetividad en estudios para refinería con China

Errores de Recope dejan en coma plan de refinería china

Recope busca opiniones de los expertos sobre refinería

Recope pedirá criterio a Incae sobre refinería con China

Plan de refinería china en Costa Rica revive con nuevo jerarca

Presidenta deja las riendas de Recope en las manos de exjerarca, Litleton Bolton

 

Pacific Credit Ratings da observación negativa a emisiones de Recope por investigación sobre refinería

La firma evaluadora de riesgo Pacific Credit Ratings (PCR) puso en observación negativa la calificación que dio en El Salvador al programa de bonos de la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope), con motivo de la investigación que abrió la Contraloría General de la República sobre la factibilidad del proyecto de la refinería en conjunto con China.

Plantel de Recope en Limón.

Plantel de Recope en Limón. (ARCHIVO)

El programa de emisiones de Recope es por $200 millones

De acuerdo con un comunicado de la calificadora, el cambio en la observación de la nota responde a la investigación sobre el estudio de factibilidad que sustenta el proyecto de ampliación de la refinería de Moín, el cual es desarrollado por la empresa conjunta denominada Soresco.

Este proyecto es propiedad en partes iguales de Recope y la empresa CNPC Internacional Ltd., encargada de los negocios internacionales de la empresa estatal petrolera China National Petroleum Corporation (CNPC).

También pesó en la decisión de Pacific Credit Ratings la renuncia de Jorge Villalobos como presidente ejecutivo de Recope.

"PCR estará atento a los resultados oficiales de la investigación para evaluarlos en la próxima revisión de la clasificación de riesgo de dicha emisión", señala la evaluadora al final del comunicado.

PCR es una de las empresas que calificó la emisión del programa de bonos de Recope por $200 millones. Esta firma asignó la nota en El Salvador de AAA.

La otra calificadora que dio una nota a estas emisiones fue Fitch, la cuál asignó AAA tanto en Costa Rica como en El Salvador.

RELACIONADAS

Recope alega que tema de la refinería no debería afectar su calificación de riesgo

Fiscalía tras prueba de supuestos delitos en refinería con China

Recope pedirá a la Contraloría ampliar y aclarar el informe sobre refinería china

Contraloría General de la República frena la nueva refinería en Moín

 

Audiencia por terminal de muelles en Limón inicia en medio de silbidos y gritos

Se escuchan silbidos y gritos que por momento interrumpen presentaciones

Fuerza Pública tiene 40 agentes para operativo

Falta de negociación e información dificulta avance de nueva terminal de muelles en Limón

APM Terminals satisfechos, sindicato anunció manifestación

Ambientalistas pidieron a Setena que se realice otra audiencia

Consulta de megapuerto se vio truncada por amago de violencia

Secretaría dio por concluida la actividad y dijo que no hará una segunda convocatoria

Sindicalistas dijeron que lucharán en las calle para frenar nuevo puerto

APM Terminals responde preguntas en la audiencia por terminal de muelles en Limón

“Según los encargados, el impacto terrestre será temporal, pues estarán ahí mientras se construye la parte en tierra. Posteriormente se moverá el campamento. Según los responsables, se establecerá la protección máxima que permite la ley, en cuanto al humedal en Limón.

Los funcionarios dijeron que la obra no amenazará especies marinas, pues no se ubica en un ecosistema complejo, como si lo es un arrecife coralino que se ubica al sur del área del proyecto.

Sobre daños irreversibles, mencionaron que si se levanta la terminal, la playa volvería a estar como estaba antes. Con respecto a la carga que manejará la TCM, esta va a ser parte del complejo portuario de Japdeva. El resto seguirá operando con distintas cargas.

Esta es una foto de como sería el proyecto en Moín. (Foto cortesía APM Terminals.)

Esta es una foto de como sería el proyecto en Moín. (Foto cortesía APM Terminals.)

Un punto que no quedó claro fue cuando el candidato presidencial del Partido de los Trabajadores Héctor Monestel preguntó por la necesidad de realizar una Evaluación Estratégica Ambiental (EEA). Sin embargo, la funcionaria que respondió dijo que la Setena no tiene reglamentado aún esa herramienta.

Pero la figura existe desde el 2004, cuando un decreto ejecutivo la implementó. La Sala Constitucional amplío la visión de la EEA dado en la Ley Orgánica del Ambiente, al ámbito de las decisiones estratégicas.”…

Informe de impacto ambiental de APM Terminals señala seria afectación a flora y fauna en Moín

Playa afectada donde anidan las baulas es la misma en la que murió el ambientalista Jairo Mora

El atraso en los trabajos de la calle implicarían un retraso en las obras para APM Terminals.

Empresa presentó estudio de impacto ambiental con afectación a flora y fauna y solución a estos problemas.

“El estudio de impacto ambiental de la empresa APM Terminals, compañía que ganó la concesión del nuevo puerto en Moín, Limón, determinó que las tortugas marinas, cetáceos, arrecifes coralinos y aves, se verán afectados ante la construcción de dicha terminal portuaria. En el mismo informe se indican los planes de mitigación que se deben realizar para disminuir el daño.

El análisis fue realizado por el Centro Científico Tropical y fue remitido a la Secretaría Técnica Ambiental (SETENA) el 2 de abril pasado, por Paul Gallie, director de APM Terminals.”…

Áreas afectadas

El estudio del Centro Científico Tropical determinó en el punto 10.3 “Factores del medio ambiente susceptibles de ser impactados” que en lo biológico se alterarían por la construcción de la terminal portuaria, el bento (organismos que habitan el fondo de los ecosistemas), los arrecifes coralinos, el plancton, peces, tortugas marinas, ballenas, delfines y aves marinas.

“…La flora y la fauna se verían afectados por la corta de la vegetación, el suelo orgánico por la remoción para la instalación de los campamentos, el patrimonio arqueológico potencialmente por la misma razón, lo mismo ocurriría con el agua superficial y agua subterráneas en el área de campamentos sino se controlan las aguas vertidas de las aproximadamente 350 personas que habitarán allí…”, indica parte del informe.

Y es que precisamente, el proyecto afecta la playa donde asesinaron al ambientalista Jairo Mora, por proteger a las tortugas y sus nidos.

El Centro Científico Tropical determinó en el estudio que los arrecifes coralinos podrían ser afectados por un eventual incremento en el nivel de los sedimentos en suspensión por el relleno de la terminal, el dragado de los accesos a ésta y por la extracción de arena en sitios de préstamos marinos.

En cuando a los peces se verían afectados la macarela, róbalo, pargo y también los camarones y la fauna de acompañamiento, debido a la modificación de las corrientes marinas por las barreras que presenta la estructura.

“…Tortugas marinas: se verían eventualmente afectadas por la exclusión de 3 km de playas para el anidamiento debido a la barrera físicas que presenta la construcción de la terminal más la erosión de otros 3 km hacia el noroeste por los efectos de la concentración de la energía que provocará la Terminal, así como la presencia de las luces que distorsionaría el patrón de comportamiento de los neonatos y, sobre esta misma área al noroeste de la Terminal, por la iluminación que podría desorientar a los neonatos…”, señala el informe

En el mapa se muestra la zona de anidación de las tortugas baulas, en la misma playa donde asesinaron a Jairo Mora. Foto tomada de Kioskos ambientales de la UCR.

En el mapa se muestra la zona de anidación de las tortugas baulas, en la misma playa donde asesinaron a Jairo Mora. Foto tomada de Kioskos ambientales de la UCR.

En cuanto a las ballenas y delfines, el estudio indica que los niveles de ruido que producen los motores de las embarcaciones podrían afectados, así también como las posibles colisiones que puedan presentarse.

El análisis explica que las aves marinas también sufrirían posibles colisiones con las grúas pórtico y por el “..incremento de los sedimentos en el agua que afectarían a sus presas y su visibilidad…”.

Disminución del impacto

Sin embargo, parte del estudio de impacto ambiental también establece trabajos en los que la empresa APM Terminals se compromete para mitigar el impacto que tendrán los trabajos en estos aspectos ambientales.

Con respecto a la flora y fauna terrestre, la empresa pretende no cortar ningún árbol en peligro de extinción y de ser posible conservar algunos árboles específicos tales como Ceibas e Higuerones. “…De ser posible donar a la escuela local todos los árboles cortados que tengan valor comercial…”.

Con respecto a la fauna, se indica que se respetarán las zonas de protección del río Moín y lagunas adyacentes al río y establecer un programa de reasentamiento y manejo de especímenes encontrados en el área de campamento. Entre ambos se pretende invertir $167 mil.

En cuanto a los corales se pretende delimitar el área específica donde se realizarán las deposiciones de materiales no apropiados para relleno, esto para evitar la utilización de áreas no autorizadas.

“…Entre medidas contempladas para evitar el aumento de la turbidez en el agua podrían incluirse: colocación de cortinas atrapa sedimentos; utilización de métodos hidráulicos en lugar de mecánicos para materiales finos; reducir la velocidad de la tasa de descarga de los sedimentos…”.

Para las tortugas marinas, el proyecto de mitigación del impacto ambiental establece que van a hacer un programa de conservación de dichas especies que incluya un centro de rescate y rehabilitación, un vivero de incubación que trabaje los nidos desde Barra de Matina hacia Moín.

Además, la empresa buscaría la captura y reubicación de especímenes que queden la dársena (parte resguardada artificialmente). “…Esta reubicación de los nidos se basará en el Reglamento 055-2007-SINAC…”.

El estudio establece que para el problema con los cetáceos, ballenas y delfines, la idea es difundir entre las navieras usuarias de la Terminal las mejores prácticas para no afectar negativamente estas especies.

“…Implementación de un plan de capacitación y educación integral a los usuarios de la terminal y de la comunidad de Moín en cuanto a los cetáceos; incluyendo los pescadores. Protocolo para cetáceos en el AP…”.

Oceanógrafo descarta daños por sedimentos en arrecifes

El oceanógrafo Omar Lizano calificó como “completa ignorancia” la advertencia que lanzaran opositores a la nueva Terminal de Contenedores de Moín (TCM) sobre los efectos que los sedimentos causarían a los arrecifes de coral situados en el Caribe sur.

Semanas atrás, un grupo de ambientalistas –liderados por el abogado Álvaro Sagot– argumentaron que los millones de metros cúbicos que va a dragar la compañía holandesa serán arrastrados frente a las costas de Cahuita, Puerto Viejo e incluso hasta Panamá.

Ese fue uno de los puntos más consultados durante la audiencia pública realizada en Limón ayer.

Lizano, oceanógrafo con más de 40 años de experiencia y autor del informe presentado por la concesionaria, descartó el riesgo.

“En la zona de descarga de sedimentos, estos se moverán sobre la superficie por una distancia de 1,4 kilómetros (…) y las partículas de sedimento que se muevan en el fondo lo harán hasta un máximo de 7,3 kilómetros”, indicó el experto.

El experto en temas marítimos explicó que los arrecifes más cercanos están a 20 kilómetros del área de descarga. Aclaró que del total de materiales que serán dragados, solo 6 millones de metros cúbicos irán al mar. El resto se usará para el relleno del muelle.

Además, durante los primeros tres años se dragarán 3 millones de metros y el restante se hará dentro de siete años.

Para la elaboración del megapuerto serán dragados, según APM Terminals, 10 millones de metros cúbicos de sedimentos. “Puede estar tranquila la gente de que esos sedimentos no llegarán al Caribe sur”, enfatizó Lizano.

El área seleccionada para desechar el material extraído se ubica 5,5 kilómetros al noreste del puerto actual de Moín, según detalló Vicente Watson, coordinador del Estudio de Impacto Ambiental.

El análisis presentado por APM Terminals fue hecho por el Centro Científico Tropical entre junio de 2012 y abril del 2013. En la elaboración participaron 23 profesionales de diferentes áreas.

Terminal de contenedores enlodará el Caribe, según estudio de Impacto ambiental

Durante la construcción de la nueva terminal de contenedores en Moín, frente a las costas de Limón, se arrojarán 10 millones de metros cúbicos de lodo marino sobre un “botadero” en mar abierto que dejará el material a expensas de las corrientes marinas que viajan de norte a sur.

Si la cantidad de lodo que se lanzará sobre el Mar Caribe, se colocara en un terreno de 1 hectárea, la montaña de material tendría una altura de 1 kilómetro.

El Estudio de Impacto Ambiental (EIA) presentado por la concesionaria APM Terminals, a la Secretaria Técnica Nacional Ambiental (Setena), detalla que esos lodos marinos provendrán de una gigantesca operación de dragado que la firma efectuará frente a las costas de Moín, para ampliar el calado del fondo marino.

Actualmente en esa zona la profundidad del suelo marino es de 10 metros y se requiere quitar material hasta llevarlo a una profundidad de 18 metros, para permitir el ingreso de buques de transporte de mayor envergadura.

Según los estudios realizados por la firma ATM Terminals, el material proveniente de ese dragado no es apto para aplicar al relleno y construcción de las 78 hectáreas de puerto, patio de contenedores y oficinas previstas en el proyecto.

El “botadero” sobre el mar funcionará bajo el único argumento de ser el sitio que se utilizó para depositar desechos en obras anteriores, pese a que el propio estudio reconoce que se trata de una zona rica en especies marinas, que se verían afectadas por este material en suspensión enturbiará las aguas.

Dentro de la zona de mayor impacto directo del proyecto se encuentra la Isla de los Pájaros ubicada frente a las costas de Moín y según uno de los mapas que aporta el estudio de APM Terminals, el sitio de lanzamiento y la pluma de dispersión de esos lodos se ubica en mar abierto, muy cerca de la isla Uvita.

Para el biólogo y especialista en estudios de impacto ambiental, Freddy Pacheco, los documentos aportados por el concesionario no detallan los elementos técnicos que serían necesarios para evaluar científicamente el impacto ambiental que producirá el proyecto.

“En este estudio de impacto ambiental no existe un detalle de la forma en que van a mitigar el daño al ambiente, solo se detalla de dónde se sacará material y dónde se va a arrojar al mar”, explicó Pacheco.

El gerente general de APM Terminals, Rogelio Douglas, señaló que la elección de construir la nueva terminal de contenedores en el mar fue de del Gobierno.

Douglas alegó que toda obra de construcción provoca impactos ambientales y no quiso detallar la estrategia que utilizarán para mitigar los daños al ambiente, hasta que la Setena concluya el análisis del Estudio de Impacto Ambiental presentado por el concesionario.

“Lamentablemente no te puedo describir en detalle las acciones que vamos a tomar para mitigar el impacto ambiental porque la Setena está revisando en este momento nuestra propuesta y no queremos hablar antes de que ellos se pronuncien”, expresó Douglas. (Vea entrevista aparte).

MUCHO LODO

La construcción de la nueva terminal de contenedores de Moín, a cargo de APM Terminals, será un proceso dividido en tres fases a lo largo de los 33 años de concesión de la obra, iniciando con la construcción del muelle que tendrá 40 hectáreas y en el que se tardarán 3 años.

En esta primera etapa, la empresa tendrá que dragar  5,5 millones de metros cúbicos del fondo marino, que según el propio estudio, consta de una capa superficial de 4 metros de “arena oscura limosa y arena pobremente gradada”, bajo la cual se encuentra otra capa de “sedimentos de grano fino” de arena arcillosa, con unos 40 metros de profundidad.

"En el proyecto de la TCM, debido a que no todo el sedimento es apto para ser usado como relleno, un porcentaje importante irá a un botadero utilizado previamente en otros proyectos", dice el EIA.

Este “botadero” ubicado frente a las costas de Limón es motivo de preocupación para expertos, ambientalistas y ciudadanos, quienes temen grandes impactos en la vida marina de toda la costa Caribe Sur del país.

Al séptimo año se construirá la segunda etapa de 18,3 hectáreas para la que se dragarán 2,5 millones de metros cúbicos. Al menos seis meses antes de que termine la concesión, se debe tener construida la tercera fase de 20,3 hectáreas, para la que se deben dragar 2,7 millones de metros cúbicos más.

En total, a lo largo de los 33 años de la concesión se levantarán y depositarán en el suelo marino más de 10,7 millones de metros cúbicos de este material sin utilidad para las construcciones.

El geólogo especialista en sedimentología y evaluación ambiental, Allan Astorga, explicó que este material es ligero y se mantendría en suspensión durante un buen tiempo, a merced de una corriente marina que el propio EIA describe.

Esta corriente corre con dirección al sureste (paralelo a la costa) a una velocidad de 0,5 metros por segundo, y según se reconoce en el documento, el sedimento entraría “al área de corales y de pesca de pargo”.

“En general, los sedimentos en el agua alterarían la vida de individuos y comunidades de los diferentes nichos de la vida marina presentes en el lugar, como lo son: el plancton, el bentos, los corales, los peces, las tortugas, los cetáceos y las aves marinas a través de sus presas. El efecto específico del sedimento puede darse, ya sea por consumir oxígeno disuelto bajando sus cantidades disponible o aumentar la turbidez del agua (…)”, dice el EIA.

Para el biólogo Freddy Pacheco, la ausencia de datos claves en el EIA no permite sacar conclusiones sólidas sobre el impacto que provocarán los grandes movimientos de material dragado o importado, sobre los ecosistemas incluidos en el área de influencia indirecta.

El abogado ambientalista, Álvaro Sagot, consideró que este “botadero” de material requiere por sí solo de un EIA separado, como sucedería con un relleno sanitario en tierra; y aseguró que los impactos son mucho mayores que los que tiene la pesca de arrastre, recientemente prohibida en el país por la Sala Constitucional, dado el grado de destrucción de la vida marina que provoca.

“No se está considerando que en esa zona de la costa los acuíferos marinos están a flor de piel y se les podría provocar daños irreversibles. Depositar 10 millones de metros cúbicos en el mar es simplemente inmanejable, no hay medidas de mitigación para esto”, afirmó Sagot.

OMITE PROTECCIÓN A TORTUGAS

El estudio de impacto ambiental tiene un capítulo dedicado al “ambiente biológico” en donde se describen los diferentes ambientes de la fauna y flora terrestre y marina de las zonas aledañas al proyecto de la nueva terminal, como Moín, Isla Pájaros, Isla Uvita y Portete.

Una revisión de los capítulos VII y VIII revela un trabajo descriptivo del estado actual del ambiente pero no contempla propuestas de mitigación y compensación concretas para los daños que provocará la construcción de las 78 hectáreas de la nueva terminal.

Para el biólogo Freddy Pacheco, el EIA presentado por el concesionario no cumple con el objetivo de predecir, evaluar y mitigar el impacto ambiental sobre las tortugas marinas del lugar, “es el peor homenaje a Jairo Mora que se puede hacer”, expresó.

200 CAMIONES AL DIA

Astorga criticó el diseño y la ubicación de esta terminal, pues afirma que se pudo hacer sobre un sustrato más sólido en lugar de levantar millones de metros cúbicos de un material que no tiene utilidad y en una zona donde se requiere dragar mucho para alcanzar la profundidad adecuada.

El exsecretario general de Setena añadió que este puerto debe ser considerado como un “megaproyecto” por sus dimensiones e impactos, por lo que cada uno de sus componentes (empezando por el plantel de los camiones y el campamento en la costa para los trabajadores) requería de un EIA por separado.

Para Astorga, el EIA de esta terminal de contenedores carece de medidas concretas para mitigar sus impactos, como es el caso de los 137.000 viajes de camiones de transporte de material que afectarán la ruta 32.

Para los casi 200 camiones diarios que por 24 meses tomarán la principal vía de acceso a Limón, el EIA solo propone programar las entregas fuera de las “horas pico”, pero sin detallar cómo se distribuirán las entregas fuera de esas franjas horarias.

76% de los limonenses apoyan el megapuerto

Encuesta fue realizada por el Centro Científico Tropical para APM Terminals

Sindicato cuestiona veracidad de los datos aportados por la concesionaria

Un estudio efectuado por el Centro Científico Tropical (CCT) indica que el 76% de los habitantes de la ciudad de Limón apoyan la construcción de la Terminal de Contenedores de Moín (TCM).

La encuesta, realizada a solicitud de APM Terminals, está incluida en el análisis de impacto ambiental enviado a la Secretaría Técnica Nacional Ambiental (Setena).

El informe también indica que un 8% de la gente considera que los efectos del megaproyecto serán negativos y un 13% cree que tendrá tanto consecuencias negativas como positivas.

La consulta, hecha en marzo pasado, según la empresa, tiene un margen de error del 4,6%.

Sonia Cervantes, socióloga encargada del estudio, detalló que la muestra seleccionada fue de 499 personas en la ciudad de Limón, punto que consideran como el área de influencia directa.

Además, se elaboró otra consulta con una muestra de 162 personas pertenecientes a los distritos de Matama y Río Blanco.

Pese a que los datos revelan una simpatía mayoritaria hacia el proyecto muellero, en la audiencia pública de ayer en Limón había más personas opuestas que a favor.

“Lo que pasa es que aquí se concentró un grupo de funcionarios de Japdeva y del sindicato. Había mucha gente que quería venir, pero temía actos de violencia y por eso no se hizo presente”, dijo Cervantes.

La experta defendió la metodología con la que se realizó el estudio y enfatizó que hay un grupo de 11 profesionales detrás de la encuesta, para respaldarla.

En la encuesta participó un equipo de 10 encuestadores.

“Las personas a favor de las cosas, por lo general, siempre están en silencio y también a través de los años en Limón se ha dado un poco de intimidación”, manifestó Paul Gallie, gerente general de APM Terminals.

Aparte de la audiencia promovida ayer en la ciudad de Limón por Setena, hubo una marcha  por las calles centrales  para apoyar la construcción de la Terminal de Contenedores de Moín (TCM).  | FABIÁN HERNÁNDEZ

Aparte de la audiencia promovida ayer en la ciudad de Limón por Setena, hubo una marcha por las calles centrales para apoyar la construcción de la Terminal de Contenedores de Moín (TCM). |

Ronaldo Blear, secretario general del sindicato de trabajadores de Japdeva, expresó que es imposible que la mayoría de limonenses estén a favor del TCM, y calificó el proyecto como “un atropello”.

Una de las personas a favor del plan es Alberto Picado, de 40 años y vecino de Santa Marta de Batán, Matina, quien viajó hasta Limón para participar de una marcha de apoyo por las calles de la ciudad.

“Yo lo apoyo porque queremos más empleo”, dijo Picado, quien trabaja para una bananera.

Suspenden audiencia de megapuerto tras altercado entre sindicalistas y miembros de Setena

Personas en contra de la empresa APM termnial le gritaron a Paul Galie director de esa empresa

Ronaldo Blear, secretario de Sintrajap, dijo que no esperaba que suspendieran el evento y amenazó con que defenderán los puertos de Japdeva en las calles.

Sindicalistas boicotean audiencia pública sobre viabilidad ambiental de Megapuerto en Limón

Los opositores al proyecto, en su mayoría miembros del Sindicato de trabajadores de Japdeva, interrumpen la audiencia con ruidos y espavientos

Opositores al proyecto hacen ruido con cornetas, pitos y matracas durante las exposiciones de los encargados del estudio de impacto ambiental

Ronaldo Blear, de Sintrajap: “Yo no voy a llamar a la calma”

Ronaldo Blear

El líder sindicalista aseguró que no piensa llamar a la calma durante la audiencia para discutir sobre APM Terminals

Laura Chinchilla apura a Setena por inicio de nuevo muelle en Limón

La presidenta de la República, Laura Chinchilla, usó ayer  trajes con motivos propios de la cultura afrodescendiente  en la ciudad de Limón, como parte de la celebración del Día de la Persona Negra. Allí,  se tomó fotos y abrazó a los asistentes en medio de la alta temperatura caribeña.  | MAYELA LÓPEZ

La presidenta Laura Chinchilla aprovechó su visita a Limón para hablar sobre la concesión otorgada a la empresa holandesa APM Terminals para construir la nueva terminal de contenedores en Moín.

Consejo Nacional de Concesiones aprueba estudios técnicos y planos para nueva terminal de Moín

Más del 80% de las mercancías de exportación se mueven por Limón.  Moín (en la foto) será uno de los principales rivales de APM Terminals  |  ARCHIVO

La compañía holandesa APM Terminals informó este jueves que ya se encuentran aprobados, por parte del Consejo Nacional de Concesiones (CNC), los estudios técnicos y los planos para el diseño de la nueva Terminal de Contenedores de Moín (TCM).

MOPT corre para hacer camino que permita construir nuevo puerto


        
        
      La terminal de contenedores de Moín se construiría al oeste de las actuales instalaciones portuarias de Japdeva. Exige una inversión de $1.000 millones y la primera fase debería estar en operación en el 2016. | ARCHIVO

Puentes ‘bailey’ ayudarán en la construcción de un megapuerto

 Los puentes    bailey  que adquirió el MOPT se colocarán sobre el río Moín. El objetivo es que la ruta 32 pueda tener un acceso al megapuerto, cuya construcción estará a cargo de 800 personas, según APM Terminals.   | ARCHIVO.

Otra vez, dos puentes bailey sacarán del apuro al Gobierno. Ahora, en Moín, Limón, donde dos de estas estructuras armables, de 54 metros cada una, permitirán la construcción del megapuerto de contenedores dado en concesión al gigante holandés APM Terminals.

Anuncios