Para los liberacionistas y los neoliberales del PLUSC y el ML “Johnny Araya toca el tema sensible: más impuestos”; sensible porque afecta sus bolsillos, sus intereses, su ideología y su filosofía y forma de ver la vida: especulando y explotando a los demás, con tal de mantener el status quo.

Para  los no tan liberacionistas y los no neoliberales de otros partidos políticos “Johnny Araya apuesta a una reforma fiscal “simple”, pero con al menos tres nuevos impuestos”; simple porque no conspira contra las grandes empresas, ni las zonas francas; pero sí contra la mayoría de profesionales liberales y trabajadores independientes en ventas y otros trabajos informales.

Para unos pocos insuficiente y que no ataca la verdadera raíz del problema: el no cobro de impuestos a las grandes empresas en zonas francas o con regímenes especiales de exención de impuestos y la evasión fiscal y tributaria por parte de las otras grandes empresas que no pertenecen a esos regímenes o a zonas francas.

La propuesta fiscal de Araya se resume en “Se promoverá la transformación del impuesto sobre las ventas en un impuesto sobre el valor agregado (IVA), una mejora del impuesto sobre la renta, la creación de una Agencia Nacional Tributaria y una Agencia Nacional Aduanera”…

Querámoslo o no, todos debemos contribuir con impuestos a la solidaridad social y al desarrollo del país; es nuestra obligación como ciudadanos de este país; es por eso que, querámoslo o no, la transformación del Impuesto de Ventas (I.V) en el Impuesto al Valor Agregado (I.V.A) es una transformación necesaria; una forma de hacer que profesionales liberales paguen por las utilidades que les depara su profesión; e igualmente que lo hagan quienes se dedican a ventas y otros trabajos informales.

Pero el I.V.A es sólo una parte del problema fiscal; quizás la más pequeña.

Veamos lo que nos cuesta el no pago de impuestos a las zonas francas “Exoneraciones en Costa Rica siguen creciendo y urgen debate”; “Un 5,6% del PIB no se recauda por exoneraciones a empresas de zona franca, lo que se debe balancear con sus beneficios”; en otras palabras, con sólo con tazar a las zonas francas ya casi se podría enfrentar el déficit del 6% del PIB; entonces surge la pregunta obvia ¿Por que Johnny Araya Descartó gravámenes en zonas francas?

Veamos ahora lo que nos cuesta la evasión fiscal “Exoneraciones fiscales representan para Hacienda una pérdida de 5,8% del PIB”; o sea, si sumamos lo que el Estado no percibe por exoneraciones a zonas francas y otros regímenes especiales mas lo que deja de percibir por evasión fiscal; pasaríamos de un déficit fiscal del 6% del PIB a un superávit de cerca del 6% del PIB.

No obstante, la solución a la evasión fiscal no está en la creación de una Agencia Nacional Tributaria y una Agencia Nacional Aduanera; que tan sólo vendrían a crear más burocracia, más estatismo institucional sin sentido práctico y sí con mucho sentido político.

En junio del año pasado la rentabilidad tocó fondo y se recupera desde noviembre pasado. CRH.

Las exoneraciones suman miles de millones de colones. CRH.

La solución a la evasión fiscal es hacer, obligar al Estado a cobrar debidamente los impuestos; sin distinción; sin excepción; y para eso, basta con una oficina gubernamental similar a la IRS gringa para cobrar bajo sanción de Ley y de Cárcel a las entidades, empresas y personalidades privadas; así como, la voluntad política del Ejecutivo para ordenar el cobro a todas las instituciones y dependencias del Estado; o sea, a las entidades, empresas y personalidades públicas.  

 

Johnny Araya toca el tema sensible: más impuestos

Plantea IVA y aplicar renta global, para enfrentar déficit del 6% del PIB

Ratificados Jorge Pattoni, de Dos Pinos, y socióloga Silvia Lara en vicepresidencias

El candidato presidencial del Partido Liberación Nacional (PLN), Johnny Araya, aprovechó la presentación de sus dos aspirantes a las vicepresidencias para hablar de un tema escabroso en campaña: aumentar impuestos…

Para ello, propuso recaudar mejor los impuestos, depurar el gasto y hacer reformas legales que permitan “aumentar solidariamente” la carga tributaria.

Se refiere a transformar el impuesto de ventas en impuesto al valor agregado (IVA), a un tributo a las ganancias de capital (afectaría transacciones de bienes inmuebles) y la llamada “renta global” (cobrar el gravamen a una persona o empresa sobre el total de ingresos de distintos orígenes). Descartó gravámenes en zonas francas…

Johnny Araya apuesta a una reforma fiscal “simple”, pero con al menos tres nuevos impuestos

Mencionó el IVA, el impuesto a las ganancias de capitales y la renta global

Propone mayor uso de gas natural y no descarta a José María Figueres como un asesorJohnny Araya presentó este sábado sus candidatos a vicepresidentes. (CRH)

Johnny Araya presentó este sábado sus candidatos a vicepresidentes. (CRH)

Johnny Araya habló sobre su plan de campaña y se concentró en tres ejes, los mismos que viene repitiendo desde hace varios meses: la gobernabilidad, la equidad y el crecimiento económico. Pero sobretodo tuvo palabras para una futura reforma fiscal, aunque eso si, sin complicarse mucho…

El tema central es ampliar el proceso de formación y especialización de los recursos de la policía.

Se buscará articulación de las políticas de entrenamiento para el empleo (INA y colegios técnicos), políticas de desarrollo de empresarios y financiamiento para iniciativas productivas. Será prioridad empleo para mujeres jefas de hogar y jóvenes.

Menciona la creación de una Agencia Nacional Productiva y de Innovación y nuevos programas.

Estabilizar costos y mejorar recaudación en ingresos de la Caja Costarricense de Seguro Social.

Implementar un expediente electrónico y crear un sistema de gestión basado en resultados. La actual administración ya anunció que el expediente electrónico estará en muchos centros este año.

Aumentar la base de recaudación del sistema de Invalidez, Vejez y Muerte.

Renovar los consejos del MOPT, fortalecer al Incofer y reactivar obras de infraestructura ya financiadas como Cañas-Liberia (actualmente en construcción), Cilamate-Vuelta de Kooper y otros.

Mayor inversión en instalaciones, enseñanza del inglés, tecnologías de información, entre otros.

La prioridad es la creación de una nueva política energética que incorpore el gas natural y biocombustibles como parte de la matriz energética nacional.

Permitir al ICE y Recope la exploración del gas natural, aumentar la producción de energía geotérmica y fortalecer otras fuentes como la eólica y biomasa.

Se promoverá la transformación del impuesto sobre las ventas en un impuesto sobre el valor agregado (IVA), una mejora del impuesto sobre la renta, la creación de una Agencia Nacional Tributaria y una Agencia Nacional Aduanera…

Exoneraciones en Costa Rica siguen creciendo y urgen debate

El peso de la zona. Un 5,6% del PIB no se recauda por exoneraciones a empresas de zona franca, lo que se debe balancear con sus beneficios.

Tras informe del gasto tributario, se evidencia que beneficios pasaron a 5,61% del PIB

Las exoneraciones se resisten a ser puestas bajo control. El Ministerio de Hacienda trata de acorralarlas con datos y el último estudio de gasto tributario, pero será necesario más que esto para contenerlas.

Son 198 regímenes y un monto total en aumento. Pasó de representar 5,54% de la producción en el 2010, a 5,61% en el 2012.

Sin embargo, no se trata de apelar a una tijera indiscriminada. La realidad es que hay exoneraciones que la sociedad puede mantener por considerarlas convenientes o estratégicas, y otras que no soportan el análisis de costo-beneficio…

Sequía

El cuestionamiento sobre qué hacer con las exoneraciones surge en el contexto de una déficit fiscal que sería de 6% en el 2014, según cifras oficiales, mientras Hacienda anunció que presentará este mes una nueva ofensiva fiscal.

Tal reforma debe ser ambiciosa, pues tratará de generar recursos equivalentes al 3% o 4% del PIB en los próximos cinco años.

Esto representa el doble de lo que pretendía generar el proyecto anterior presentado por el exministro Fernando Herrero, que fracasó al no superar la revisión de la Sala Constitucional.

Será hasta después de las elecciones cuando las iniciativas se concreten en propuestas de ley de reforma fiscal, en espera de evadir la misma suerte de sus predecesores.

Lo que llama la atención

El viceministro Álvaro Ramos considera que se deben poner sobre la mesa seis exoneraciones claves.

Tema
Porcentaje del PIB
Criterios

Zona Franca
0,56%
Es uno de los temas polémicos y cuyas cifras generaron llamadas de atención de la Contraloría General, en el 2010, por imprecisión en los datos disponibles. Sin embargo, luego de limpiar sus bases de datos el viceministro considera que este rubro de exenciones “no es el monstruo que nos imaginábamos”.

Aguinaldo
0,19%
Considera “indefendible” que el aguinaldo no pague impuesto de renta y el salario sí. Sin embargo, reconoce que en el imaginario tico “el aguinaldo no se toca”. Sostiene que eliminar este beneficio no afectaría a los que reciben un salario menor al 88% de los asalariados.

Canasta básica y algunos bienes esenciales para la educación
1,74%
Acepta que deben estudiarse los productos que componen la canasta y que debe analizarse el costo-beneficio de la exoneración en casos como el del camarón, el cual es consumido en mayor número por las personas de altos ingresos, pero le preocupa que eliminar ese beneficio dañe al pequeño productor.

Ganancias patrimoniales
0,14%
En Costa Rica se exonera la generación pasiva de ganancias tras la venta de inmuebles (el valor que ganan los terrenos, por ejemplo) salvo cuando la venta la hace una persona dedicada a bienes raíces. Ramos dice que “ese cobro se hace en todo el mundo, aquí no”.

Servicios
1,57%
Siguiendo con la línea del fallido proyecto de reforma fiscal que proponía el exministro de Hacienda, Fernando Herrero, mantiene la idea de modernizar el sistema fiscal con la ampliación de la base impositiva, incluyendo a los servicios en un impuesto al valor agregado (IVA).

Renta
1,82%
Los premios de lotería están exonerados. ¿Debería eliminarse ese beneficio? Ramos trae el tema de renta global, y sostiene que no sería conveniente gravar el premio que recibe una personas de bajos ingresos (exenta), mejor cobrarlo a quienes sus rentas globales superan un límite.

Exoneraciones fiscales representan para Hacienda una pérdida de 5,8% del PIB

En junio del año pasado la rentabilidad tocó fondo y se recupera desde noviembre pasado. CRH.

Las exoneraciones suman miles de millones de colones. CRH.

Las exoneraciones fiscales representan para el Ministerio de Hacienda una pérdida de ingresos en el orden de los 5,8 puntos del Producto Interno Bruto (PIB). El monto parte de estudios realizados por la cartera en momentos en que se habla de presentar una nueva propuesta de reforma fiscal.

Si se toma como base la estimación de la producción del Banco Central de Costa Rica y si las previsiones del Ministerio de Hacienda son correctas, las exoneraciones a distintos sectores económicos se traducirían en ¢1,4 billones.

El viceministro de Ingresos, Álvaro Ramos, está consciente de que el tema no es fácil, dado que para cambiar las exoneraciones se requiere de una modificación de Ley. El funcionario reconoció que en la agenda de diálogo sobre Consolidación Fiscal está previsto que haya una amplia discusión sobre cuáles se deben revisar.

“Todos los sectores que están recibiendo exoneraciones deben ser revisados. Es lo justo y equitativo”, indicó Ramos ante una consulta de crhoy.com.

De acuerdo con Ramos, parte del problema es que desde el año 1992, la Ley 7293 simplificó considerablemente el sistema de exoneraciones y desde entonces el Poder Legislativo han ido introduciendo nuevos beneficios. Se estima que en el país hay cerca de 298 exoneraciones para el pago de impuestos…

Anuncios